viernes, 5 de junio de 2009

286. COMENTARIO A LA ENTRADA ANTERIOR 285

1 comentario: desde MORELIA, MICHOACÁN.

CAMPEADOR DE SOMBRAS dijo...
Seguramente será un placer leer sobre tan grandes autores de nuestras letras. Sin duda lo epistolar es uno de los géneros que desgraciadamente parece condenado a desaparecer, lo cual es una lástima para quienes consideramos que con él se pierde una importante forma de expresión emotiva e intelectual. Saludos
vie jun 05, 02:04:00 PM 2009


miércoles, 3 de junio de 2009

285. CARTA DESDE MONTERREY

Alfonso Reyes y el género epistolar


J. CARLOS MÉNDEZ
DESDE MONTERREY

“Una buena correspondencia es el resultado de la reunión de factores favorables: el hábito de escribir cartas, el alejamiento circunstancial de los amigos que sustituyen con este recurso la conversación, y el hecho de que tengan cosas interesantes que decirse y las escriban bien”, dice José Luis Martínez en su estudio introductorio a Alfonso Reyes/Pedro Henríquez Ureña. Correspondencia. I. 1907-1914, publicado por el Fondo de cultura Económica en 1986. El epistolario completo, que abarca hasta 1943, se publicó en Santo Domingo).

En Alfonso Reyes y el género epistolar, libro recién publicado por la Universidad Autónoma de Nuevo León, su Secretaría Académica y la Capilla Alfonsina Biblioteca Universitaria se recogen cinco conferencias que se dictaron en noviembre de 2007 sobre ese tema, muestra los diversos valores que contienen las muchísimas cartas que a lo largo de su vida cruzó Reyes con muchos de sus amigos, entre ellos los hermanos Gabriel y Alfonso Méndez Plancarte.

En libro, que se publica como “homenaje a Alfonso Rangel Guerra por sus ochenta años de vida”, se abre con su conferencia “Alfonso Reyes y el diálogo epistolar: dos formas diferentes de correspondencia personal”, en la que analiza las cartas cruzadas entre Reyes y sus grandes amigos Pedro Henríquez Ureña y Genaro Estrada. “Quizá –dice Rangel Guerra- la correspondencia escrita por Alfonso Reyes y Pedro Henríquez Ureña merece, como ninguna otra en el ámbito hispanoamericano, el calificativo de ejemplar, por mostrar a lo largo de los muchos años en que fue escrita el alto valor representativo de la inteligencia, la cultura, la vocación intelectual y la entrega a la expresión íntegra y cabal de ambos corresponsales”. Henríquez Ureña (1884-1946) y Alfonso Reyes (1889-1959) mantuvieron correspondencia de 1907 a 1944).

La correspondencia como placer

Henríquez Ureña fue también el amigo con quien Reyes se sinceró más; y Henríquez Ureña siempre fue crítico como verdadero amigo. Rangel Guerra cita ejemplos de esto. Henríquez Ureña le insiste a Reyes que no se queje tanto de sus problemas: “[…] Yo concibo la correspondencia como un placer, mucho más que como desahogo. Haz, pues, un esfuerzo, y nunca escribas sino cartas amenas, que se puedan enseñar a los amigos. […] Porque lo más grave de una carta triste es la imagen que da del estado de ánimo que vive el que la escribió. En cambio, aunque el escribir cartas amenas te cueste esfuerzo, el esfuerzo mismo influirá en que tengas una o dos o tres horas alegres después de escribir. Prueba”.

En otra carta, del 30 de mayo de 1914, cuando Reyes estaba en el exilio europeo y en uno de sus momentos más difíciles, Henríquez Ureña --que también sabía mucho del exilio por razones políticas-- (por eso estaba en México), le dice: “Procura emanciparte por completo. Que ese concepto de la vida y de México no influya nunca en ti. Recuerda que he solido señalarte huellas de esa influencia, por ejemplo, en el empeño de secreto en el tranvía o en la seguridad de que hay que temer mucho de los demás. Mi consejo es quizá absurdo, pero único, el de siempre: no debes dejarte dominar; debes asumir, tú, una actitud de exigencia. Te parece muy extraño, y sin embargo, a la gente dominadora sólo puede oponérsele política de dominación. Mientras tú no la sigas, en cualquier forma, serás víctima. Yo he visto tus explicaciones, pero no me convencen. Te falta egoísmo, ¡qué digo¡ instinto de conservación ante los formidables egoísmos ajenos. . […]”
Pero Henríquez Ureña fue además el maestro y el generoso impulsor de Reyes. He aquí un breve ejemplo de esto, que muestra la clase de amistad entre ellos y la inteligencia y grandeza de alma de Henríquez Ureña, y que es de una vigencia total. Recuérdese que Henríquez Ureña fue el animador del agrupo de brillantes jóvenes conocido como el Ateneo de la Juventud, donde leían y discutían a los griegos. En carta del 30 de mayo de 1914, le dice a Reyes: “[…] Yo he difundido aquí la idea de que ninguna grande obra intelectual es producto exclusivamente individual, ni tampoco social: es obra de un pequeño grupo que vive en alta tensión intelectual. Ese grupo –Pórtico, Academia, Liceo, Museo, Casa de Mecenas, Hotel Rambouillet, salones, Mermaid Tavern, cortes italianas, casa de Goethe—tiene un portavoz. Hasta en las religiones pasa eso. Y eso […] es lo que realizamos en México. Y de ese grupo tú has sido el verdadero portavoz, es decir, serás, pues eres quien le ha sacado verdadero partido al escribir, aunque [Antonio] Caso sea la representación magistral y oratoria legal. Yo sé que tú dirás que soy el alma del grupo; pero de todos modos tú eres la pluma, tú eres la obra, y ésta es la definitiva”.

“Estos juicios tan tempranos, dice Rangel Guerra, cuando propiamente estaba por escribirse la extensa obra de Alfonso Reyes, dejan ver con claridad la aguda percepción que tenía Henríquez Ureña y lo bien que conocía a su amigo”.

A la muerte de Henríquez Ureña, ocurrida en 1949, Reyes escribirá:[…] Pero la verdad es que, tras ocho bien contados lustros de una amistad que fue, para ambos, la más cercana, todavía me agobia la sorpresa de haber encontrado en mi existencia a un hombre de esta fábrica y de una superioridad tan múltiple. Yo bien quisiera ser capaz de comunicar a todos la veneración de su memoria.”

Quienes quieran saber lo que analiza Rangel Guerra de la extensa correspondencia entre Reyes y Genaro Estrada (secretario de Relaciones Exteriores y autor de la famosa Doctrina Estrada) tendrán que leer el libro, que incluye otros trabajos: “Cartas sobre la mesa”, de Coral Aguirre; “Una nueva teoría de la escritura: Alfonso Reyes y la literatura epistolar”, de Víctor Barrera Enderle; “Lo organizativo en la correspondencia de Alfonso Reyes”, de José Carlos Méndez, y “Apéndice. A.R.: finales mas esforzados años”, de Fernando Curiel Defossé.

284. CAPSULA

Martes 2 de junio de 2009
OPINIONES DE:
EL CORREO ILUSTRADO
Tomado de:
LaJornada
Michoacán

CONTRA LA VIOLACIÓN DE LA SOBERANÍA ESTATAL
En relación con los detenidos y arraigados, se violó la soberanía del estado de Michoacán. Desde mi punto de vista, contemplo la posible ruptura de las relaciones de los gobiernos; si continúan los abusos de poder, debería recordar el mandatario federal que el estado que está presionando ha sido, parte de la independencia nacional y como tal puede independizarse de la federación; cuenta con muchos recursos para convertirse en una nación independiente, aunque por lo pronto se rían de la posibilidad. Con las arbitrariedades realizadas, no muestra más que el golpeteo del plato que le da de comer.
Respetuosamente:
Amado Baltasar C.

283. ALEJANDRO ENVILA FISHER, COMENTA...

HECHOS Y NOMBRES
Tomado de:
RUMBO
DE MÉXICO
Viernes, 29 de mayo de 2009
<<<>>>
Por: Alejandro Envila Fisher.
28/05/2009
12:32:43 a.m.

¿Y si resultan inocentes?

Debido a que la historia de la procuración de justicia en México está plagada de casos que concluyen en el consabido “Usted disculpe, nos equivocamos”, y al inevitable tufo electoral que lo cubrió en unas cuantas horas, el espectacular operativo ejecutado en Michoacán para detener a 27 servidores públicos de diferentes niveles en la entidad, todos acusados de tener vínculos con el narcotráfico, parece la apuesta política más arriesgada de todas las que hasta hoy ha hecho el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa.

A pesar de que la batería de medios antiperredistas y progobiernistas no cesó de acusarlo abiertamente, durante todo un día, de irresponsabilidad e incapacidad por “no saber lo que hacían sus muchachos”, y veladamente de complicidad con ellos (hubo quien abiertamente pidió su renuncia), Leonel Godoy Rangel no necesitó más que de cuatro entrevistas, con Joaquín López Dóriga, Carlos Loret de Mola, Carlos Puig y Carmen Aristegui para, con declaraciones que llamaron la atención por su mesura, sembrar dudas clave sobre las motivaciones y la forma en que se dio el operativo que concentró la atención de toda la opinión pública, precisamente porque puso en entredicho a su gobierno.

El gobernador michoacano se cuidó mucho, y al parecer lo hizo bien, de no sucumbir a la tentación de la estridencia. En sus declaraciones no se registraron ni gritos ni reclamos. De hecho, al mismo tiempo que reiteró que nunca fue avisado previamente del operativo por las autoridades federales aclaró, antes de que algún entrevistador se lo precisara, que tampoco existía ninguna obligación legal de notificarle previamente absolutamente nada, pues finalmente se trató de acciones en persecución de delitos federales, cuya competencia corresponde a la Federación. Así, al mismo tiempo que admitió como la razón para no notificarlo una posible falta de confianza hacia su persona, Godoy también precisó que él ha cumplido con todo lo que se le ha pedido en materia de apoyo a las tareas federales de combate a la inseguridad, pero que si no le tienen la confianza para informarle de lo que va a ocurrir en su estado, tampoco deberían tener confianza para pedirle apoyo y coordinación en materia de seguridad, como lo han hecho desde que llegó al gobierno purépecha.

El remate de parte de Godoy vino cuando, sin dejar de reconocer la plena jurisdicción de la Federación en asuntos ligados al tráfico de drogas, ponderó de manera pública las diferencias en la forma de actuar por parte de la PGR los casos de Morelos y Michoacán, pues en el primero también resultó que se desmembró una supuesta red de protección a cárteles de la droga. Al panista Marco Antonio Adame se le informó e incluso se le dio la oportunidad de que él mismo separara del cargo y ordenara la consignación de sus colaboradores. En cambio, para Godoy Rangel no hubo ninguna cortesía.

Con ese par de precisiones expresadas con una actitud extremadamente mesurada, sin regatearle autoridad al gobierno federal, pero también sin necesidad de gritar, descalificar, ni lanzar acusaciones de ningún tipo, el gobernador de Michoacán logró reorientar una buena parte de la atención mediática hacia los motivos y los tiempos del operativo. Seguramente nadie metería las manos al fuego por la inocencia de los detenidos, pues en un país cuyas estructuras políticas y económicas están infiltradas por el poder corruptor del narco, a nadie sorprendería que se confirmaran las acusaciones contra los funcionarios michoacanos. Sin embargo, en este momento también sería prácticamente imposible encontrar a alguien que se atreviera a descartar la intencionalidad política y electoral del operativo, pues las diferencias con el caso de Morelos son evidentes y, al parecer, injustificables. Adicionalmente está el hecho de que tampoco nadie puede tener la certeza de que las acusaciones terminarán en sentencias condenatorias, pues contra la presunción legal de inocencia, la procuración de justicia en México funciona acusando y fabricando culpables en los medios de comunicación, sin importarle tener que decir más adelante “... Usted disculpe”.

martes, 2 de junio de 2009

282. SOY INOCENTE... Citlalli Fernández

Correo enviado de:
Educación y servicio comunitario A.C.
esecomich@hotmail.com

El blog tenepal de CACCINI,
reproduce este documento.

Soy inocente y me han ofendido: Citlalli Fernández
Hora: 14:29:51 Fecha: 01-06-2009
Redacción / Cuadratín

MORELIA, Mich., 1 de junio de 2009.- Mediante una carta, la ex secretaría de Seguridad Pública de Michoacán y actual asesora del gobernador Leonel Godoy Rangel, se declaró inocente y ofendida tras su detención por presuntos nexos y denunció también haber sido víctima de “presión psicológica” en el centro de arraigo de la Procuraduría General de la República. A continuación se reproduce el texto integro enviado desde el correo emmanuelcervantesherrera@yahoo.com.mx

El transcurrir de cada minuto pesa, cada injuria lanzada lacera, las palabras de los agoreros ofenden, pero cada una de los cientos de muestras de apoyo puede más que sus diatribas.

Amigos, compañeros, familiares y pueblo de Michoacán: aprovecharé estas líneas para agradecer su apoyo irrestricto en estos dificilísimos momentos. Saben que jamás los defraudaré, que nunca se avergonzarán de mi actuar. 20 años de trabajo público y partidista me respaldan, tengo una vida íntegra, tengo autoridad moral para pedirle a mi cuerpo jurídico que redacte este breve texto (lamento no poder estampar mi firma, pero es imposible desde este sombrío Centro Nacional de Arraigo).

No me centraré en debates políticos ni jurídicos, ya que mis abogados demostrarán mi inocencia. Aprovecharé este espacio para agradecer, desde el corazón de una mujer que ha sido ofendida, a todos quien sin dudar un segundo me han ofrecido su respaldo absoluto. Les digo que podrán confiar en mi toda la vida.

A Leonel Godoy Rangel: usted me dio su confianza desde mi adolescencia, jamás lo olvidaré y siempre lo reconoceré como mi tutor político. Sabe que mi desempeño siempre ha sido de forma institucional y en apego a la ley; le puedo garantizar, le doy mi palabra que jamás he deshonrado la confianza que ha depositado en mi, y si se procede de forma legalmente correcta en breve estaré en libertad.

A mis compañeros de partido; mi partido, el PRD: lenta, a cuenta gotas, me ha llegado la información del consejo estatal, de sus posturas, de sus exigencias. Mi gratitud para cada uno de los perredistas que me ha apoyado sin distingo de pensamiento intra partidista. Estoy orgullosa de trabajar desde los 14 años con ustedes.

Con especial atención quiero reconocerle a los militantes de otros partidos, funcionarios, compañeros de la facultad, que al igual que yo somos orgullosamente nicolaitas, por sus palabras de aliento que me dan fortaleza a pesar de las injurias, de la infamia, de la presión sicológica a la que me encuentro sometida sin prueba alguna. A mis maestros de Derecho les digo que recuerdo sus enseñanzas sobre la rectitud, ética y moralidad, las cuales he seguido.

Tengo la fortuna de haber trabajado en los últimos años con organizaciones civiles, ONGS; en que hayamos caminado juntos por el respeto del otro, de la dignidad (misma que intentan arrebatarme, lanzarla al suelo y pisotearla), sé que no ha sido fácil este tránsito con todos ustedes. Todos los organismos de derechos humanos saben que en mi tienen a una mujer que cree en ustedes, en la diversidad, en la adversidad, en el respeto por el prójimo.

Amigos todos, pueblo de Michoacán. Exijo que una vez que me encuentre en libertad (ya que las autoridades resolverán lo que es cierto: que no hay un solo atisbo de elemento en mi contra) se restituya mi imagen pública y la de mi familia que también ha sido presionada y mancillada con aviesos fines. Mi vida es íntegra, de rectitud, de apego a las instituciones en la que he laborado.

Como mujer, he dejado a un lado mi desarrollo íntimo por el trabajo en beneficio de la sociedad. Consagré un año de mi vida a laborar en el honroso cargo de titular de la Secretaría de Seguridad Pública del estado de Michoacán. Tuve que hacer con sacrificios personales y con aplomo los asumí.

Viví, como mujer, terribles pasajes por afrontar mi responsabilidad pública. En septiembre del 2008, ese mes que cimbró al país, me encontraba con dos meses y medio de embarazo; perdí al bebé y jamás doblegué un segundo de mi trabajo al frente de la SSP por mi situación personal, nunca claudiqué, pues tengo la convicción que mi actuar en la administración pública es un motivo de orgullo. Hoy, a más de ocho meses, me encuentro en circunstancias similares. Transito, junto a mis familiares y amigos, una situación que exige de total entereza, no hay momento para la flaqueza, posiblemente me encuentre de nuevo con posibilidades de conseguir el mayor triunfo de mi vida: el ser madre. Digo esto por las innumerables muestras de apoyo que he recibido en las últimas horas en que se dio a conocer mi posible estado de gravidez.

Agradezco, no como perredista ni como especialista en Derecho, tampoco como alguien que puede mirar de frente a cualquier persona y decirle que nunca he actuado fuera de la ley: lo digo como una mujer que está por vivir el estado más importante de un ser humano, el de ser madre.

A mis padres, desde esta lluviosa y fría tarde que cala hasta los huesos, donde el desánimo campea por momentos, donde la garganta se anuda, donde sólo se nos permite portar una ligera blusa amarilla (caray, qué ironía portar con orgullo el color de mi partido en estos días aciagos), les digo que gracias a su educación, a sus valores, a sus principios, estoy firme, que no caigo, que no me verán derrumbada, que tengo a mi lado a un hombre que me ha enseñado ser ecuánime hasta en los momentos de mayor turbulencia. Papá, puedes sentirte orgullosa de tu hija (sé que lo estás), pronto regresaré a mi ciudad y con la frente en alto los veré a los ojos.

domingo, 31 de mayo de 2009

281. LA ECONOMÍA Y USTED

Por Eliseo Castillo A.
DESDE MORELIA

FIN DEL ESTADO DE DERECHO... HOY FUERON ELLOS, MAÑANA PUEDE SER USTED

CUANDO TE ACUSAN DE PLAGIO...
Palabras....divinas palabras, con ellas nace tu historia,
para morir en cualquier lado; palabras como puñales,
cuando te acusan de plagio. Plagio: trampa...
falso... no auténtico... robado. Cuando te acusan de plagio
descubres tu no existencia y hay que salir a buscarla.
Palabras... divinas palabras, con ellas hieres, insultas, reclamas...,
y a veces, de vez en cuando amas.
eliseo.

Ante una crisis económica mundial que tiene a millones de personas sin empleo, para los que los gobiernos no saben como ofrecerles una respuesta positiva, cualquier otro fenómeno que se adhiere a tal situación termina por alcanzar niveles exagerados a la menor provocación. Por ejemplo, el actual gobierno que nació con más dudas que certezas en 2006, cometió un error garrafal al suponer que metiendo al ejército a las calles lograría amedrentar a la sociedad, acallando las criticas y sospechas de lo que cualquiera en las condiciones actuales sabe que fue una burda escenografía con la finalidad de hacer que la sociedad no cuestionará la manera de llegar al poder. Es decir, olvidar las ya clásicas palabras pronunciadas por el señor Calderón..."haiga sido como haiga sido...".

El tiempo va poniendo a cada quien en el lugar que le corresponde, por desgracia no necesariamente retribuye de manera justa; solo hace que la basura salga a la vista, y que algunas posibles virtudes, de quienes las tienen, de alguna forma logren salir a flote...aunque sea tarde.

En dos años y medio de gobierno, el recuento de los daños se asoma como una realidad de lo que se puede calificar como un proceso de fracaso del Estado que debe mantener una postura rectora, organizadora, vigilante y social para los ciudadanos a que representa. En esta columna nos cansamos de repetir la inutilidad y desacierto de desgastar la presencia del ejército en las calles; no es una figura investigadora, no son sus funciones, sí en cambio ofrece un apetitoso platillo de trabajadores para la delincuencia organizada que los tienta para que se salgan del mismo y se pasen a sus filas...lo repetimos tantas veces, que la final, por seguridad y por llamadas solidarias dejamos el tema en paz... ¡quiénes somos para cambiar el rumbo de una fuerza mayor a nosotros...!

Hoy en pleno año 2009, tenemos elecciones para cambiar a los legisladores en el congreso federal; desde principios de año, las encuestas indicaban que el viejo PRI con todas sus mañas y corruptelas se había reposicionado entre el electorado; es decir que el mexicano nuevamente se fue a la cómoda… "más vale malo por conocido... que bueno por conocer", es decir, que si el PAN los decepcionó, el resto de las alternativas son malas o no cumplen con sus deseos, así es que prefiere regresar a apoyar a alguien que no lo respetó, pero que sigue pidiéndole su voto. ¡Nadie tiene derecho a criticarlo si se equivoca... una sociedad es el recipiente de lo bueno y malo que se ha ido levantando con y en sus hombros.

Ante esta realidad, el gobierno se alteró de manera muy indiscreta e inició una lamentable guerra de desprestigio, mentiras y terrorismo informativo contra todos los críticos al mismo; no aceptó la libertad de expresión en toda su hondura al cuestionar sun fundamentos a analistas y medios que no mostraran docilidad ante el poder fáctico del grupo de michoacanos de derecha que se apoderaron del poder presidencial, nunca más certeras las palabras aquellas del rector de la Universidad de Salamanca España, cuando le recalcó al régimen militar del dictador Francisco Franco....¡ Vencerán... pero no convencerán...! y así y con la broma que flotaba en el ambiente, aquella de que si eres de derecha y naciste en Michoacán... en la presidencia te dan empleo; hoy nos encontramos con el dilema de que se encuentran desesperados al sentir que las encuestas les son desfavorables y, al parecer, su prioridad, lejos de ser la de ofrecer mejores condiciones de vida para los mexicanos, es la de tratar de mantener a todo costo el poder político. A eso se le llama Estado Fallido, por que se aleja de las prioridades de la sociedad a que representa, y se concentra en el poder por el poder mismo, también se le llama divorcio entre los fines solidarios que buscan y desean las personas, y las ambiciones personales de los líderes del grupo en el poder.

En abril, y ante la inminencia de las elecciones del 5 de julio, les llegó un excelente pretexto para apretar más el control sobre la sociedad a la que renunciaron a gobernar desde el mismo 2006; la epidemia de influenza fue usada de manera sucia catalogándola como una figura altamente mortal, misma a la que el propio estado se comprometió a atacar en nombre...increíble...¡en nombre de la humanidad! acción que hacia adentro nos acarreó una sicosis colectiva de temor, inseguridad, molestia y notable deterioro en la economía nacional.

Hacia afuera las cosas fueron peores, en este momento en el mundo, el mexicano es una persona apestada, tiene influenza, y las mercancías nacionales son rechazadas sistemáticamente en el mercado internacional; por lo que su impacto está aun por determinarse; y no es el mejor posible.

Hoy, en esta semana, la noticia del momento es nuevamente Michoacán, donde se dio una lamentable redada en la que fueron detenidos un buen número de funcionarios públicos, sobre los que se ha dejado venir una andanada de calificativos en que, los menores son los de ser narcos, o gente cercana a estas organizaciones criminales. Aclaremos, nadie puede meter las manos al fuego por nadie que no tenga elementos para defenderse, por tanto no intentamos meternos a redentores de personas de las que no tenemos pruebas de su inocencia; pero aquí es la parte difícil, tampoco tenemos pruebas de su culpabilidad, sólo lo que el propio estado viene filtrando a los medios....supone, sospecha...pero no prueba que son culpables, así es que solamente está inculpando de palabra a personas, y no sabemos más de ellos.

¿Son malos o son buenos...? no se, pero deben tener familia, hijos , pareja, padres, hermanos; y tan solo por ese hecho no es justo que el Estado renuncie a gobernar con la razón y la ley, para pasar a gobernar con medidas que no ayudan al ciudadano común a sentirse orgulloso de sus instituciones... Unamuno vuelve a cabalgar... a gritar...¡ vencerán... pero no convencerán...! y esas familias están siendo lastimadas injustamente, no se cuántos de ellos son inocentes... pero no tenemos pruebas de que uno sólo de ellos sea culpable, y por una sola persona que sea lastimada, bien vale pedir que se reconsidere la actuación del gobierno, el que finalmente paga cada ciudadano que aporta sus impuestos religiosamente.

Que no sean las elecciones del 5 de julio las que acusen a las personas, que sean sus actos, y de eso debe encargarse el Estado. Recuerde lo que dijo hace años Bertold Brecht: un día vinieron por los comunistas... yo no soy comunista, dejé que se los llevaran; después vinieron por los sacerdotes..., yo no soy sacerdote, no hice nada y dejé que se los llevaran... hoy vienen por mí, es demasiado tarde.

Un abrazo.