lunes, 27 de diciembre de 2010

874. LA ECONOMÍA Y USTED

Por Eliseo Castillo A.
Economista analítico.
Desde Morelia,
Michoacán.
México.
MANUAL PARA FABRICAR UN CANDIDATO...MUY ARTIFICIAL

JAZZ

A la caída de las hojas
susurrando por el suelo,
le acompañan tus desmanes
tus prisas que huelen a encanto.
Tus prisas, siempre mandando,
exigiendo, esperando...
eres irreductible mujer,
casi hembra sin freno.

Suave, como se deslizan mis manos
de despeñan tus palabras,
casi, por encanto, apenas se escapan
mientras viajo a tus labios.

eliseo.

Hoy por fin, este lastimado país ya tiene un gran regalo de año viejo y principio de año nuevo...ya tiene, gracias a la enajenación con que se le anestesia mediante la des-educación, mezcla de ignorancia, falta de memoria histórica, y una cultura bárbara que le ha enseñado al mexicano común...como usted y como yo, que nació para ser fregado, apocado, y merecedor de lo que otros decidan.

Hoy, a finales de este fatídico y casi maldito 2010 tenemos ya un gran regalo producto de la ignorancia y la mediatez, contamos con dos candidatos a la presidencia de la república dispuestos a seguir "sacrificándose" por nosotros; usted ya lo sabe desde hace unos tres años; televisa se ha encargado de llevarse costales de dinero a sus bolsillos a cambio de embrutecer a los mexicanos repitiéndoles que el candidato que debe gobernar el país es un tipo que de político solamente tiene la herencia de sus tíos que lo colocaron en el lugar en que se encuentra en este momento, es decir al frente del gobierno del Estado de México; ojo, no es lo mismo estar al frente que gobernar.

De hecho televisa se ha encargado de venderle a la pobre sociedad mediática mexicana la pobre idea de que no merece otra cosa que un tipo con una historia penosa y sospechosa en relación a su ex esposa y la manera en que murió....penosamente no vale la pena despertar esa parte; a nadie deja bien parado esa historia...ya ven como se las gastan en ese gobierno, recordemos la chica Paulette, donde el muerto puede ser el culpable. Hoy aun que se muestran satisfechos por el producto elaborado con toda la farándula posible, de tal forma que Peña Nieto sea una estrella más del canal de las estrellas; se les ha presentado una alternativa de producto electoral muy a modo, parece que elaborado desde la desesperación de la derecha conservadora que se ve extraviada, incluso en plena negociación con una parte de la izquierda...la que pomposamente se le llama "decente", para, ante la desesperación de perder casi de manera inminente la presidencia de la república en el 2012, han coqueteado con lanzar al candidato que según ellos les representa una forma de detener a Peña Nieto...y sobre todo al llamado "peligro para México", al Peje.

Sí, resulta que en una demostración de manejo de medios y de control social, allá por el mes de mayo, y en cadena nacional nos informaron que el "insigne político" de la derecha panista Diego Fernández de Ceballos, conocido en el argot político como el "jefe" entre los que le obedecen o le estiman... y la "ardilla" entre los que no le deben nada. Mientras el país de debate en un mar de sangre, violencia, inseguridad , desempleo, y salarios de risa, los medios nos demostraron quien manda en este país; de manera grotesca le endilgaron a la sociedad mexicana la orden de callar el tema...no decir nada, no insinuar más allá de lo que ellos mismos se encargaron de filtrar... por ejemplo vía internet se nos enviaron mensajes donde nos narraron la heroica vida el del mencionado político; de su amor por México, y de cómo nos mandaba mensajes de aliento, para que esperáramos su retorno de mártir salvador del país.... pero se tenía que esperar a que él regresara...que él dijera cuando y como... ¡Quetzalcóatl regresando a conquistar tierras de oro y plata, cargando más espejitos, un caudal de mentiras y falsas promesas a cambio!

Hoy ya no queda duda, la guerra se intensifica; por un lado esta televisa y su muñeco prefabricado llamado Peña Nieto, por otro lado está el gobierno de la derecha, que al no poder mantener una buena imagen ante el electorado, y el riesgo de apoyar a Marcelo Ebrard a la presidencia con tal de detener al único político que ha fomentado la estabilidad social de este país desde el año 2006, se imagina usted si Andrés Manuel no hubiera detenido a la masa humana que se echó a la calle a reclamar justicia electoral... seguramente que en este momento las cosas estarían peores; pero la guerra contra su imagen ya estaba diseñada y pagada, curiosamente por empresarios que en este momento, algunos se han manifestado arrepentidos de lo que hicieron, y de cómo le mintieron a la sociedad al apoyar la idea de que el "peje" era un peligro para México....hoy tienen claro quién es el peligro para el mismo, y no es precisamente él. Lástima, demasiado tarde.

Pero bueno, no se puede quejar, ya cuenta con dos productos del mercado político a la medida de las necesidades de los grupos de poder; usted se tendrá que tragar ahora dos campañas de enajenación por radio, televisión y prensa escrita. Junto al copete engomado y adolescente de Peña Nieto, le enfermarán con una lista de ruegos para que... "el salvador".... "el necesario"... "el esperado"..."el que se va a sacrificar por México", el que regresó de un secuestro largo y mediáticamente controlado hasta el más mínimo detalle... el que viene... a dar su vida por este país...

¡Bendito país que tiene capacidad de arropar tanta hipocresía y aun no termina de desplomarse de manera total...!

Prepárese para ver una nueva cacería contra un enemigo común de las buenas conciencias, verá una nueva guerra contra el Peje, verá como se le bloquea su imagen en los medios, y solamente lo entrevistarán algunos periodistas que aun saben para que ese es noble oficio... para informar, comunicar, valorar los eventos... lo primero que usted verá es una guerra lamentable contra toda propuesta que no sea la de televisa por voz de Peña Nieto... o del PAN por medio de homenajes, súplicas , peregrinaciones a casa de "su jefe Diego"; obviamente hasta que , planeadamente este determine sacrificarse por el país... y escuche bien... se sacrifique por los mexicanos; al más viejo estilo del dictador Porfirio Díaz.

En fin lamento darle este tipo de noticias... pero es que la des-educación hace este tipo de milagros.

Un abrazo y hasta siempre.

873. CARTA A DIEGO

CARTA A DIEGO DE TARSO, APÓSTOL DE LOS FARSANTES


Fernando Santillán.

Estimado señor Fernández de Cevallos, hace casi 2000 años, camino a Damasco un hombre como usted, respirando amenazas y asesinato, se encontró con una luz que del cielo fulguró. En medio de esa luz una voz le preguntó: “Saulo, Saulo, ¿por qué me estás persiguiendo?”. Esa luz lo hizo recapacitar y después de tres días de ayuno y ceguera se convirtió al cristianismo, siendo conocido después como el apóstol Pablo, un gran misionero.

El día de hoy regresa usted, con el cabello cortado de estilista y la barba de pordiosero, queriendo que creamos que una luz fulguró por siete meses en su camino y que logró su conversión; una luz del cielo que lo ha transformado.


Pero transformarlo de qué. ¿Quién era usted antes de que esa luz lo transformara? No lo voy a decir yo, sólo anotaré lo que de usted piensan sus supuestos secuestradores y una gran parte de los mexicanos; para ellos era usted “operador de la oligarquía neoliberal y de la ultraderecha fundamentalista, traficante de influencias, mercenario de los juzgados, legislador a sueldo, rentista de la crisis y defensor de los grandes capos de la droga”. No es poca cosa. Al apóstol Pablo le bastaron tres días de ayuno y ceguera para lograr su conversión, a usted le tomaron más de siete meses en “cautiverio”.


Pero no creo que se haya transformado. Antes bien, regresa usted con ese mismo gesto arrogante, con esa displicencia hacia lo correcto, con su actitud de perdona vidas que ya nadie le aguanta; regresa usted bendiciendo a Dios, como si Dios requiriera que usted lo bendijese. Regresa citando al Quijote para que creamos que, como el hombre de la Mancha, usted se dedicará de ahora en adelante a “desfacer entuertos, a defender viudas y socorrer huérfanos”. Regresa usted, “magnánimo apóstol Diego”, perdonando a sus captores y reivindicando causas justas como el de la señora Marisela Escobedo asesinada en Ciudad Juárez y todo porque dice haberse comprometido con sus captores a luchar por un México más justo.

Sí, seguramente lo dejaron salir por eso. Los treinta millones de pesos sólo fueron la propina por siete meses de cursos intensivos de justicia.

Y luego esa exclusividad a Televisa, a López Dóriga, que se bañó de más fama al ser el primero en dar la noticia de su liberación; que por cierto no sucedió el día 20 o 21 de diciembre sino muchos días antes. Ya nos extrañaba que llegara usted tan repuesto, manejando su Mercedes Benz de manera tan imprudente, protagonizando un show mediático en el que se presentaba como un hombre fuerte, muy fuerte, un sobreviviente.



Claro, se presentó desparasitado, con una limpieza bucal, curado de sus heridas, el cabello alisado, pero la barba descuidada para que todo mundo creyera en su cautiverio.



Regresó romántico, porque según el guión lo primero que debía hacer después de la entrevista banquetera era visitar a su amada, quien al según se llevó la gran sorpresa al enterarse de su liberación; pero usted ya andaba suelto desde hacía más de una semana. ¿Quién le organizó todo este show, Genaro García Luna, especialista en esta clase de montajes? Sólo faltó que lo llevaran a la Basílica para darle las gracias a la “morenita del Tepeyac”.



Mentira, pura farsa, siete meses en cautiverio no bastarían para convertirlo en un buen hombre; ni siete años en el infierno bastarían, ni setenta y siete. Usted no puede ser corregido porque, como la antítesis del rey Midas, todo lo que toca lo convierte en mierda. Es su esencia, la del escorpión que no puede dejar de picar e inocular su ponzoña, la de la serpiente que no puede dejar de arrastrarse, la de la hiena que no puede dejar de reírse mientras devora la carroña.



Pero lo intenta, intenta con esta farsa hacernos creer que ha cambiado, intenta porque en este país de surrealismos todo puede pasar. Si un hombre como Marcial Maciel, considerado santo se transformó en un demonio de un día a otro, por qué un demonio como usted no habría de transformarse en santo.


¿Ahora que sigue? ¿Irá usted como el apóstol Pablo desde Tarsis hasta Persépolis predicando las buenas nuevas del evangelio del PAN? ¿Viajará desde Mérida hasta Tijuana formando congregaciones del Yunque, compartiendo la luz que lo encegueció, que lo convirtió de cabra en cordero? ¿Escribirá epístolas a sus congregaciones, padecerá el odio de los romanos, naufragará en Chipre, será decapitado por órdenes de Nerón? Farsante.


Sí, farsante. No se crea que todos nos tragamos su cuento. Usted no es un sobreviviente, usted es un opresor. Usted seguirá siendo el mismo Diego Fernández de Cevallos que desde finales de los ochentas ha estado sumiendo a este país en la miseria y en la ignorancia.


 
Farsante, igual que su vocero López Dóriga quien aseguraba tener la primicia sobre su liberación y que en la entrevista apócrifa que le hiciera sólo se limitó a seguir el guión ya trazado.


Farsante, usted no es ningún Quijote y no regresa para hacer el bien, no nos venga con eso de que tiene un compromiso con los pobres; el único compromiso que tiene es con usted mismo y con los hombres del poder, culpables de las constantes crisis de este país.

Farsante, es cierto, si usted fuera apóstol sólo sería el apóstol de los farsantes.

Farsante.