sábado, 12 de septiembre de 2015

6597. ÁRBOLES EN PELIGRO.

Reporte Z

Por Rafael Gómar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Árboles en peligro.

Árbol, buen árbol, que tras la borrasca te erguiste en desnudez y desaliento,  sobre una gran alfombra de hojarasca que removía indiferente el viento... Hoy he visto en tus ramas la primera hoja verde, mojada de rocío, como un regalo de la primavera,buen árbol del estío.
José Ángel Buesa. (1910-1982)
Poeta romántico cubano.


¿Cuántos árboles se han talado en la historia de la civilización occidental? De acuerdo a investigadores de la Universidad de Yale, Estados Unidos, actualmente por cada ser humano hay 442 árboles, es decir que considerando el número de seres vivos que habitamos el planeta, tenemos un trillón de árboles, la mala noticia: desde que los seres humanos bajaron de los árboles (antes de ser homo sapiens los seres humanos vivíamos en los árboles), desde que los hombres se “civilizaron” el número de árboles se redujo a la mitad y en los últimos años se aceleró el proceso de deforestación: cada año se talan millones de árboles y se plantan sólo una tercera parte de los que se talan, una gran diferencia negativa, así que en 300 años los árboles podrían desaparecer.

El estudio descubrió que a medida que aumenta la densidad humana se reduce el número de árboles, los árboles son talados para destinar la tierra a la agricultura y a la ganadería, actividades que tienen como finalidad alimentar al creciente número de seres humanos.

Otra actividad que implica la tala de extensos territorios es la minería que alimenta, no el cuerpo, sino la vanidad de los seres humanos. La ganadería en particular es una de las actividades que más afectan la existencia de los árboles. En algunos países como Brasil, el territorio se destina a producir alimentos para animales, para ganado que a su vez se destina a alimentar a la creciente población mundial. Es tal la importancia del ganado que ya existen más cabezas de ganado que seres humanos en la tierra de la samba y el fútbol.

Los árboles son importantísimos en el equilibrio del ecosistema global, la luz del sol y los árboles unidos producen oxígeno. Sólo el año pasado el planeta perdió 18 millones de hectáreas de bosques, entre ellos las selvas tropicales que perdieron la mitad de su extensión.

A nivel Estado y municipio, la pérdida de árboles ha sido devastadora, nuestro estado sufre la tala inmoderada, no sólo de grupos criminales, sino de los propios habitantes de las zonas boscosas que no tienen otras alternativas para allegarse recursos económicos.

Los árboles son una maravilla, además de que dan alimento, por ejemplo los árboles frutales, los hay con poderes curativos y no sólo eso, sino que hay árboles que podrían purificar el agua. Es el caso del árbol llamado la Moringa cuyas hojas tienen un alto valor nutricional además de que mata bacterias peligrosas como la E. Coli.

Nuestra ciudad otrora colmada de árboles, poco a poco ha sido deforestada, las autoridades municipales no sólo permiten la tala inmoderada, sino que ellos mismos han talado decenas de árboles, cometiendo un verdadero arbolicidio, y en los ciudadanos falta conciencia para proteger esta fuente de vida que son los árboles.

La generosidad de los árboles, que prodigan su sombra aunque vengan de la luz, aparece en este poema anónimo:

Transformando las brisas en rumores,
el árbol es adorno del paraje,
que acuna, entre la red de su follaje,
los nidos de los pájaros cantores.

El ambiente perfuma con sus flores,
y entreteje sus hojas como encaje,
para que de la urdimbre del ramaje,
se prodiguen los frutos tentadores.

Lleva en sí de la selva la presencia,
su sombra es el oasis del camino,
porque es de la verdad su pura esencia.
Y aunque el bárbaro acorte su existencia,
Servir, aún sin vida, es su destino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: