sábado, 17 de octubre de 2015

6772. DESIGUALDAD Y MENTIRAS.

Reporte Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Desigualdad y mentiras.

Es más fácil recuperar un millón de dólares robados que la honra, si la perdiste.
Arthur Miller (1915-2005).
Dramaturgo estadounidense.


En la columna pasada califique al secretario de desarrollo social, un tal Meade, como un pendejo, me equivoqué, él no es pendejo, pendejos somos los ciudadanos que vivimos engañados creyendo que vivimos en una democracia, pendejos son los que votan por partidos que los han embaucado durante décadas, pendejos son los que venden sus votos. No son pendejos los que secuestraron las instituciones del Estado y los partidos políticos, ellos son muy vivos, probablemente hasta sean muy inteligentes, no, ellos no son los pendejos, los pendejos somos nosotros, ellos son pillos, mafiosos muy bien organizados.

Un querido amigo admira a un tipo con una gran capacidad intelectual, un zamorano que llegó a ser asesor de una corrupta política, es muy, muy inteligente, afirmó, sin duda son tipos listos, pero las personas no son valiosas porque sean listas o pendejas, son valiosas por su honestidad, por su responsabilidad y por la práctica de los valores y principios universales. ¿De qué sirve tener un presidente listo si es un corruptazo?

Otro vivillo que ha vivido a costillas de la farsa democrática es José Ángel Gurría (en la foto da un billete a un organillero sabiendo que los fotógrafos lo siguen), secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), lo mismo que Meade y que todos los funcionarios de gobierno, es un sofista consumado, entrenado para hacer que la mentira parezca verdad y la verdad mentira. Gurría declaró que la economía informal, reproduce y enquista las desigualdades, el tal Gurría sabe que está equivocado. La economía informal es una válvula de escape que ha impedido que el sistema estalle en mil pedazos, la economía informal es una consecuencia de la desigualdad, de la falta de empleo y de un sistema educativo diseñado para producir mano de obra barata, para reproducir pobres que vendan sus votos.

Gurría es miembro de la mafia, desde el sexenio de Miguel de la Madrid vive de los impuestos que paga el pueblo, así que lo único que hace es desviar la atención sobre el verdadero origen de la desigualdad: la corrupción y la impunidad.

Uno de los pocos políticos honestos es Andrés Manuel López Obrador (otro es el panista Javier Correa),  que en París declaró que nuestro país sufre el mayor saqueo de recursos naturales de su historia y que la corrupción se ha convertido en la principal función del Estado. El Peje afirma que la corrupción y la impunidad son la fuente de la desigualdad, lo que ni Meade ni Gurría mencionan. Por cierto, el viaje de López Obrador a Europa lo pagó Morena, un partido que destina la mitad de sus ingresos ( y del sueldo de sus legisladores) a apoyar la educación superior.

El tabasqueño señaló a Salinas de Gortari como jefe de la mafia que domina en nuestro país en parte gracias a la labor enajenante de las televisoras, es tal el poder de la mafia y las televisoras que impusieron a Peña Nieto en la presidencia, “un personaje escenográfico, falso, sin preparación y deshonesto”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: