lunes, 2 de noviembre de 2015

6831. LO BUENO DE LO BUENO.

Por Arturo CEJA ARELLANO.
Periodista y poeta.
Desde Zamora, Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Di’arina y de Maíz
Lo bueno de lo bueno

A través de la historia política del municipio de Jacona, ningún diputado local de éste distrito había hecho acto de presencia en eventos, así como en lugares para rescatar las necesidades de la gente, no obstante a ser jaconenses.
         
Así lo ha dicho la gente, porque en ésta ocasión han visto y sentido la presencia de la diputada local, Adriana Campos Huirache, quien se ha apersonado, no solamente en Jacona, sino también en la mayoría de los municipios que comprenden el Distrito Local de Jacona, tales como: Tangancícuaro, Chilchota, Ixtlán de los Hervores, Santiago Tangamandapio, Chavinda y Villamar, donde ha confirmado su compromiso de trabajar por todos y sin distinciones de ninguna naturaleza. O sea, que no porque gobierne otro partido en los municipios mencionados, va a dejar en desamparo a sus habitantes y autoridades.
         
Adriana Campos Huirache está por abrir las puertas de lo que será la Casa de Enlace, lugar donde habrá personal altamente capacitado y con mucha voluntad para atender a quienes tengan necesidad de gestionar apoyos y acciones, principalmente de los niveles municipal y estatal de gobierno.
         
Se le ha visto en eventos deportivos, culturales y educativos, así como en los turísticos, lo que indica de la gran voluntad de servir y de atender, de la diputada emanada de los colores del Partido Revolucionario Institucional; colores que ha hecho a un lado para sumarse a las carencias y necesidades de la gente; así como del propio Ayuntamiento que encabeza el alcalde Rubén Cabrera Ramírez.
         
Y mire usted, otra diputada que parece remolino es la del distrito 01 de La Piedad, Adriana Hernández Íñiguez, a quien también se le ve por toda la geografía michoacana, en busca también de atender, tanto a la clase vulnerable, como a la productiva, porque necesidades existen por doquier.
         
No todo es bonito en el quehacer político, porque hay quienes “se duermen con la mona” y solamente “cultivan rostro”. Ya usted podrá saber quiénes son a través del trabajo que realizan. Y si no lo hacen, peor para esas personas.
         
Plausible la labor que realizaron los Ayuntamientos para afianzar la conservación de nuestras tradiciones, como lo fue la noche y el día de muertos. Excelente lo de La Calzada de los Muertos, aunque no me haya gustado tal nombre porque se escucha medio macabro.
         
Miles de personas asistieron a la calzada en esos días en que se recuerda con picardía a nuestros familiares que ya pasaron a otra vida, si es que existe como tal. El caso es que se les recordó con los altares míticos y atractivos.
         
Plausible es también la participación activa de las Universidades, de bachilleratos, secundarias, primarias y hasta Jardínes de Niños, donde el profesorado se sumó también para inculcar ese tipo de tradiciones.
         
Un tachis va para quienes continúan con la necedad de promover la Halloweeyada, que no es otra cosa más que una actividad extranjerizante. Una tradición que no nos compete, el que se vistan de brujas y le partan la santa mother a las calabazas en lugar de hacerlas en piloncillo. Tan sabrosa que es.
         
Cada día avanza más la noche y día de muertos, en el que participan casi todos los que tienen oportunidad de hacerlo, tanto en lugares públicos, como en los de empleo, así como en los hogares. Sale pues.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: