jueves, 3 de diciembre de 2015

6967. EL CRI-PROMOTÓN Y SUS FORJADORES DE ESPERANZA.

Por Arturo CEJA ARELLANO.
Periodista y poeta.
Desde Zamora, Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Di’arina y de Maíz
El CRI-PROMOTÓN y sus Forjadores de Esperanza

No obstante al gran beneficio que representa la altruista labor que desarrolla en cerca o más de 40 municipios de la entidad, ni al gobierno de Michoacán, ni a los municipios de donde vienen a Zamora personas con discapacidad, les ha caído el 20 de que el Centro de Rehabilitación Integral “Forjadores de Esperanza”, necesita de recursos económicos para poder cumplir con la demanda de apoyo que cada día se multiplica más.
         
Por lo menos cinco congresistas de un número similar de distritos michoacanos, visitaron hace dos años las instalaciones del CRI-PROMOTÓN; se estremecieron un poco, porque poco fue el recurso que aprobaron, sin que ello fuera instituido en el Congreso local para que se otorgara cada año.
         
El gobierno estatal no ha tenido la capacidad de otorgar anualmente el respaldo para ésta loable institución, por lo que apenas unas migajas ha enviado en sus anteriores ediciones. A ver si ahora con la llegada de Silvano se puede disponer de un recurso un poco más decoroso, aunque no se acerque para nada a los millones de pesos que entregan al Teletón de Televisa.
         
Tan sólo es que volteen los ojos hacia Zamora y sepan que acá también hace aire; que acá también existe un lugar que, en su género, no existe otro en Michoacán que ayude a tanta gente que sufre de discapacidad, como lo es el CRI-PROMOTÓN, que vi nacer a través de su generoso grupo de “Forjadores de Esperanza”.
         
La discapacidad es un grave problema que están latentes en todos los pueblos, donde quiera existen personas que nacieron con problemas físicos, amén de que también esos pueblos se da la discapacidad por accidentes, que dejan a la gente sin las condiciones óptimas para vivir en forma normal.
         
Si tan siquiera en los Ayuntamientos se ayudara a esa gente a transportarlos hasta el lugar donde se les brinda terapias de rehabilitación y consultas médicas; ya sería ganancia eso, porque familiares de discapacitados sufren las consecuencias de gastos extraordinarios que en muchos de los casos no están en condiciones de cubrir, porque ese trabajo de rehabilitación de manera particular son muy elevados.
         
Creo que es hora de convocar a la sociedad para que acudan al CRI-PROMOTÓN, en busca de sensibilización, tal y como lo hacen las empresas televisivas con jugadores de futbol, atletas y artistas de renombre, invitándolos a conocer la forma en que se rehabilitan, para que los de nuestra región acudan, empezando por políticos y funcionarios, a fin de que éstos sepan qué es lo que se hace y sobre todo, en qué se aplican los pocos recursos que se logran recabar a través del PROMOTÓN del 30 de Abril de cada año.
         
De tal forma es como podrían funcionarios y políticos sacar algo de su billetera, y de forma personal o en grupo, entregar lo que se recabe al CRI-PROMOTÓN.
         
Vale la pena realmente acudir al Centro de Rehabilitación Integral para poder conocer su interior, pero sobre todo la gran calidad humana que allí existe entre quienes ofrecen gran parte de su tiempo para ayudar a quienes realmente lo necesitan.
         
Es hora de despertar, de sacudirnos el valemadrismo para poder tener la capacidad de ayudar a nuestros hermanos en desgracia.
         
Y creo que debemos preocuparnos más por el Promotón, porque éste sí es nuestro, que por el Teletón de Televisa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: