viernes, 26 de febrero de 2016

7351. MÚSICA CELESTIAL.

Reporte Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Música celestial.

Y si el dique se abre muchos años antes de lo debido, y si no hay ninguna habitación sobre la colina, y si tu cabeza explota con oscuros presentimientos, te veré en el lado oscuro de la luna.
Brain Damage de Pink Floyd,  
del disco El lado oscuro de la luna.


A casi 50 años de distancia, la NASA reveló (más bien fue Discovery Channel a través del programa Los documentos inexplicables de la Nasa) que los astronautas de la misión Apolo 10 que precedió el alunizaje del Apolo 11 con Neil Armstrong poniendo el pie en la superficie lunar en julio de 1969,  escucharon “música extraña” cuando realizaban un sobrevuelo por el lado oscuro de la luna. Mientras escribo escucho el maravilloso disco de Pink Floyd The dark side of the moon (el lado oscuro de la luna) y me pregunto si realmente Armstrong fue el primer hombre en pisar la luna y si la bomba atómica lanzada en Hirosima fue la primera en detonar en la sufrida Tierra, la respuesta a las dos preguntas es: no.

La NASA podría asegurar que los tripulantes del Apolo 10, el comandante  Thomas Stafford, y los pilotos del módulo de comando John Young y el del módulo lunar Eugene Cernan, no llevaron mota a su viaje por lo que la pregunta es ¿de dónde vino la “extraña música”? La Nasa grabó el concierto de una hora que escucharon los astronautas, son silbidos cuyo origen se desconoce, pero que seguro no era de Pink Floyd que aún no grababa su memorable disco.

¿No será que la Luna es un satélite artificial  extraterrestre, una base para controlar la mente de los humanos con sofisticadas tecnologías que escapan a nuestra capacidad? No creo que sea necesario recurrir a teorías conspironaicas para explicar la estupidez humana que nos lleva al abismo, es suficiente con las mafias políticas y empresariales, los esclavistas modernos que mantienen su poder fomentando la ignorancia de las masas. No se necesita la intervención de los extraterrestres y su sofisticada tecnología para explicarnos la estupidez humana, basta con Televisa y TV Azteca, las dos televisoras en complicidad con el PPCM (Partido del Pacto Contra México) han sido suficientes para mantener a todo un pueblo en la ignorancia y la miseria espiritual.

En la antigüedad el filósofo Pitágoras creador del teorema que lleva su nombre afirmaba que los seres humanos podríamos escuchar la música de las esferas celestes (los planetas) si no estuviéramos rodeados del ruido, si antes era difícil hacer silencio para escuchar la música celestial, ahora en el mundo ruidoso en que estamos inmersos es imposible.

La música que los astronautas escucharon hace pensar que seres extraterrestres se encontraban en el satélite cuando los astronautas sobrevolaban la zona, tal vez fue un intento de establecer comunicación con los humanos, la cuestión es ¿porqué la NASA no revela los secretos en torno a la vida extraterrestre?

La historia no oficial recuerda que miles de años antes de la segunda guerra mundial en la Tierra se detonaron bombas atómicas de gran potencia, aún permanecen huellas radioactivas de aquellas lejanas guerras que nos enseñan que los seres humanos son belicosos desde el origen mismo de la humanidad, como lo enseña la simbólica narración del Génesis y en especial el asesinato de Abel a manos de su hermano Caín. Al fin de cuentas la música es un viaje extraordinario por dimensiones desconocidas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: