miércoles, 9 de marzo de 2016

7391. LA MONTAÑA SAGRADA.

Reporte Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

La montaña Sagrada.

Cuando el misterio es demasiado impresionante, es imposible desobedecer.
Antoine de Saint-Exupéry
(1900-1944) Escritor francés.


Las montañas poseen una energía especial, entre los montes más destacados y misteriosos se encuentra el Monte Shasta (Foto), que se encuentra ubicado al norte del estado de California, en Estados Unidos. No hay acuerdo en cuento al significado del nombre de la impresionante montaña que alcanza 4 mil 322 metros de altura en su pico más alto, en realidad se trata de un volcán dormido.

Los Klamath son una tribu india que habita cerca de la gran montaña blanca, así la llaman porque sus picos siempre están coronados de nieve. La tribu cree que en la cima de la montaña se enfrentaron los dioses en una batalla decisiva que tendría repercusiones en todo el planeta.

Los indios Hopi también hablan de la montaña, los ancianos de la tribu afirman que hace muchos años los seres humanos convivían con una raza venida de las estrellas, pero los extraterrestres tuvieron que refugiarse en las entrañas de la Tierra por razones desconocidas, crearon y habitaron o habitan ciudades subterráneas, entre las ciudades subterráneas más importantes está la que se ubica bajo el monte Shasta.

No es la única gran montaña de la Tierra bajo la cual existen enigmáticas ciudades, algunas de ellas ciudades de otra dimensión, se puede acceder a esas ciudades por las cuevas que se adentran en lo profundo de las entrañas del planeta, pero no es fácil encontrar los caminos que se convierten en verdaderos laberintos en donde no cualquiera puede aventurarse.

A principios de siglo XX un aventurero de apellido Brown encontró la ciudad, así como objetos y vestigios de sus habitantes, durante muchos años guardó su secreto, pero desapareció el día en que iba a guiar a una expedición a la ciudad perdida.

Brown creía que los habitantes de la ciudad que encontró eran sobrevivientes de Lemuria o de la Atlántida, atlantes y lémures se destruyeron mutuamente con armas atómicas.

En el monte Shasta Guy Ballard  se encontró con el maestro ascendido Saint Germain, a raíz de ese encuentro Ballard fundó la organización esotérica  I Am (yo soy). Los amantes del campismo saben que las montañas tienen una energía especial, en el Shasta desde hace muchos años los expedicionarios se encuentran con sujetos de extraña apariencia. Los sujetos vistos por varios testigos son altos, de larga cabellera y con ropas semejantes a las túnicas romanas antiguas.

No podían faltar testimonios acerca de la actividad ovni en el Shasta, se afirma que los atlantes que habitan en la ciudad subterránea poseen platillos voladores que entran y salen del cráter que aparentemente está sellado.

Hasta nuestra humilde Beata tiene sus leyendas, como la de la cueva que oculta los tesoros del famoso bandolero Martín Toscano, cuyo espíritu vigila celosamente las joyas, monedas de oro y múltiples objetos valiosos que robó durante su carrera delictiva. Si alguien logra encontrar la cueva del tesoro de Martín Toscano quedará maravillado de ver la cantidad de riqueza que contiene. Pero la maldición del temible Toscano es que cuando un aventurero logra llegar a la cueva e intenta tomar cualquiera de las piezas del tesoro, la voz de Martín Toscano se escucha imperativa: “Todo o nada”, la mayoría de los que osaron entrar a la cueva mueren al escuchar y ver el espíritu atormentado de Martín Toscano, que tendrá que vivir vigilando su tesoro toda la eternidad como castigo a su invencible avaricia, o hasta que alguien, por fin, pueda llevarse todo el tesoro liberándolo así de la  terrible maldición que pesa sobre su alma.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: