martes, 19 de abril de 2016

7456. LOS VIAJES DE PEÑA NIETO Y LA INUTILIDAD.

LA ECONOMÍA Y USTED

Por: Eliseo Castillo A.
Economista analítico.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

BESOS NOCTURNOS

Puedo renunciar de vez en cuando
a algunos caprichos del descanso,
creo que igual puedo hacer a un lado
algunas horas de mi esperado sueño,
bueno lo digo porque puedo
y no encuentro razón para no hacerlo.
Puedo hacer que las horas en tu ausencia
pierdan razón de ser, que desaparezcan,
todo es posible si al menos, lo aclaro,
puedo tener tus besos, tus brazos,
al final de cada día, al unirnos la  noche .

eliseo.

Cuando vemos que las cosas no están necesariamente bien en la economía y sociedad nacional, y al mismo tiempo se nos anuncia pomposamente el enésimo viaje del presidente Peña Nieto, ahora a su lugar favorito (¡qué sorpresa...!), para variar a Europa; no deja de respirarse un aroma a desprecio a una realidad nacional que reclama algo más que un simple mandatario llegado a la presidencia con algunas sombras producto de una democracia altamente imperfecta. Hoy, después de más de tres años de gobierno nunca ha demostrado haber ganado en buena lid el cargo que ostenta, el que cada vez se parece más al del su antecesor, quien al no tener mejor respuesta a la crítica ante el fraude monumental que lo llevó a tal cargo, con el cinismo del tramposo se jactó afirmando... "haiga sido como haiga sido...".

¿Tienen razón de ser eso viajes?

¿Qué le aportan a país...?

En realidad la única razón que explica que el presidente esté viajando tanto es la doble sensación que me imagino vive: usar mucho el avión de lujo en que se mueve; y por otro lado dejarse encantar por su coro de "besamanos" institucionalizados desde los tiempos del Imperio romano, en que había un grupo de personas encargadas de cantar las loas del emperador acentuando la idea de que el emperador era inmortal. Hoy pareciera que no entiende peña que le sería más provechoso escuchar a aquel esclavo que se le asignaba para que fuera repitiendo al oído a Julio Cesar... "eres mortal..., eres mortal..., eres...", para de esta forma contrarrestar a los lambiscones. En síntesis, más allá de salir a presumir su gran avión no hay suficientes argumentos para tantos viajes. Ignoro si se siente feliz escuchando las mentiras que el repiten en los cantos los corifeos, incluso si mando despedir  al esclavo para que no le recuerde más que no es mortal. Pero lo que salta a la vista es que no está dispuesto a dejar esos viajes con olor y sabor a frivolidad, al parecer nunca entendió cual es la función de un presidente de un país con los problemas que el nuestro tiene.

¿Qué le aporta esto al país?

Además de gastos superfluos, le está generando una mala imagen. Es mentira que estos viajes aporten inversiones, es el embuste más elemental que se ensaya cada que un presidente viaja al exterior. Es una mentira absurda fácilmente desenmascarable.

Las inversiones y las negociaciones con los posibles empresario de otros países no son contactados ni convencidos en los viajes presidenciales; es una mentira tonta..., para ídem...; los empresarios son contactados previamente por medio de las embajadas y consulados, que los impuestos de los mexicanos pagamos, y muy caro por cierto, así es como se va generando la oferta de un país para que los dueños del dinero vayan a ese país a poner a trabajar su dinero, con la promesa de que se les han de brindar las mejores oportunidades para que se hagan más ricos. En  cada embajada hay empleados encargados de realizar los contactos necesarios para establecer convenios de traslado futuro de su dinero al territorio nacional, bajo la forma de fábricas, tiendas, armadoras, y toda la diversa gama de formas de invertir que ofrece el mercado.

Cuando usted escucha que se anuncia que la gira es para fomentar las inversiones extranjeras, en realidad en la embajada ya le han preparado un evento en el que solamente va a testificar los buenos o regulares negocios que se han hecho a favor del mercado nacional; regularmente es una especie de testigo de honor, que va a darles la bienvenida a quienes han aceptado mover su capital hacia México.

Por tanto estos viajes tienen más ocio que obligación y compromiso; no le aporta en lo absoluto un centavo a la economía nacional, si en cambio le genera un gasto muy alto y estéril. Repetimos, el trabajo de convencimiento para que el empresario invierta en México se realiza desde la embajada y el consulado por personal contratado para eso, son los "envidiados" puestos de agregados que laboran en nombre del país fuera del mismo.

Por cierto, vaya sorpresa que se llevó  en Alemania cuando se puso a pregonar por un mundo sin muros, en alusión al muro de Berlín y a las propuestas del precandidato americano Trump, en caso de llegar a la presidencia. Él tratando de lucir muy internacionalista, mientras que sus anfitriones alemanes, enterados ampliamente de la situación mexicana ante la inseguridad y la impunidad gubernamental, ellos, repetimos, le propusieron apoyar en la búsqueda de los 43 normalistas... ¡vaya bofetada a la ignorancia...!

Dejemos de engañar al lector y escucha, estos viajes, son tan irrelevantes para los problemas del país que pueden ser más bien momentos de mal gusto que se pueden evitar... ¡si se escuchara al esclavo decir lo que nunca debe olvidar un mandatario! ..."no eres inmortal... no eres inmortal... no eres..."

¿Le queda más claro por qué viaja tanto el presidente...?

¿Si dejara de viajar... qué pasaría...? Pues mas allá de gastar menos dinero y dejar de presumir su avión; no pasaría nada fuera de eso... solo eso, que nos quieran tomar el pelo con tonterías.

Claro, siempre queda la sospecha de que es una demostración del buen político fregón mexicano... ¡por qué no viajar gratis por todo el mundo,... los mexicanos... los no fregones (del chingón y del chingado, claro) pagan, y pagan muy bien!

Desde luego que si usted es priísta fanático no lo aceptará, lo entiendo, no pasa nada, igual se vale pensar como se considere pertinente; pero los datos ahí están, los resultados igual, los viajes del presidente no se hacen para hacer negocios, esos ya están hechos cuando el llega a otro país.


Le abrazo con cariño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: