martes, 5 de abril de 2016

7498. ¿DECLARARÁ PEÑA NIETO?

LA ECONOMÍA Y USTED

Por: Eliseo Castillo A.
Economista analítico.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

SIN REPROCHES

Sin recordar algunas malas noches,
momentos a propósito escondidos,
me queda de ti el mejor tiempo,
a fuerza de vivirte, con el placer de vivirlo;
hoy las recuerdo y no hay mas reproches;
fueron de nosotros, ellas fueron
epopeya de amor nunca ultimada,
noches de amor no clausuradas ,
canción que bailamos en las sombras
sin más meta que vivirnos.

eliseo

En 1972, en los Estados Nidos sucedió el escándalo Watergate, a raíz del mismo sucedió lo que solamente cuando queda un poco de respeto a los electores y ciudadanos en general puede suceder: la renuncia del presidente de los Estados Unidos. El presidente del país más poderoso del mundo fue investigado y descubierto como jefe de los espías que sabotearon la campaña del partido demócrata.

En el Periódico Washington Post, dos periodistas: Carl Bernstein y Bob Woodward realizaron una investigación de años, hasta que mostraron que el presidente Nixon estaba coludido en tal espionaje en contra de sus rivales políticos para su reelección, misma que sucedió, para después aceptar su responsabilidad, y finalmente renunciar... ¡y todo empezó con un casi simple de espionaje a partir de un aparente robo en el hotel Watergate!

Hoy, 44 años después estamos ante un caso parecido; hace unos días se puso al descubierto, por medio de la agencia Bloomberg una red de espionaje del PRI en contra de los candidatos Andrés Manuel López Obrador y Josefina Vázquez Mota durante las elecciones del 2012. Esta información se presenta a partir de hoy en el periódico el Financiero,  pero se anunció desde el viernes pasado.

Ante esta denuncia, la presidencia simplemente lo ha negado todo,  en lugar de ofrecer una explicación al respecto para tratar de ubicar el tamaño de la confesión del empleado contratado, de origen colombiano por cierto. Simplemente lo han negado... como pasó en 1972 en los Estados Unidos; pero luego ante la realidad, simplemente Nixon se vio obligado a renunciar.  De los gringos podemos decir mucho y malo, pero en ciertas cosas son mucho más dignos que nosotros.

Ayer se destapó otro escándalo, luego de la investigación de cientos de periodistas de muchos países, se publica lo que ya sabemos, pero ofreciendo nombres y apellidos... Que muchos políticos, empresarios, artistas y deportistas envían su dinero a los paraísos fiscales... ¡para no pagar impuestos!

Eso, entre los economistas es información de uso regular, sobre todo en la academia; sabemos que Panamá, Islas Caimanes; Trinidad y Tobago; y una lista grande de pequeños países con pocas oportunidades de producción han decidido convertirse en encubridores de capitales que no han pasado pos las oficinas fiscales, se sabe que son los lavadores de dinero de delincuentes de cuello blanco, y ni que decir del dinero del crimen organizado.

Esto no tendría  problema  alguno, si en la lista no apareciera el empresario de moda de este gobierno; si el señor constructor del Estado de México, dueño de las Casas Blancas habitadas por la esposa de Peña Nieto (que argumentó en su momento que la casa la había pagado con su trabajo... ¿?) y la del secretario de Hacienda , el señor Videgaray que argumentó que aprovechó una oferta al respecto. Total que el señor Hinojosa se encuentra en la lista de los empresarios que mandan parte de su capital a esos paraísos fiscales. Por cierto, en la lista de empresarios  se encuentran tanto un alto funcionario de Televisa... ¡y el dueño de Tv-Azteca!

Así, el caso "papeles de Panamá"  nos informa que buena parte de la clase empresarial y política del mundo está hasta la madre embarrada de lodo. Así, con el peor de los lodos mezcla de robo, engaño, delincuencia y burla a la sociedad.

En una sociedad con vocación medianamente democrática, el presidente Peña tendría que ser citado a declarar en relación a ambos casos, en el primero indiciado por espionaje a sus contrincantes políticos (por eso hicieron renunciar a Nixon en los Estados Unidos); mientras que en el segundo por su relación, evidentemente cercana con el señor empresario que ha favorecido desde que era gobernador del Estado de México, y hasta la fecha.

Efectivamente, su presencia ante un juez sería normal en una sociedad democrática... ¡no será en México, donde se ha cuidado de colocar a sus empleados en puestos donde podría suceder este evento. Por tanto no va a suceder, lo que moralmente se le pide; no en México.

Los reporteros del Post (Bernstein y Woodward) fueron dos personajes que han pasado a la historia por su tesón, pero al mismo tiempo el Post se distinguió por ser un periódico crítico que no dio su brazo a torcer; pero sobre todo, por defender a sus reporteros de los ataques de la presidencia...; en México mandan despedir al periodista que se atreve a investigar la vida del presidente (Gutiérrez Vivó con Fox Y calderón, Aristegui con Peña Nieto, curiosamente en su momento, ambos, los más escuchados y con más prestigio y credibilidad a nivel nacional).

¿Por qué no va a suceder nada con Peña Nieto?

La respuesta es muy  simple, por la mala educación con que nos hemos conducido, la mala costumbre de asignarle una identidad de "padre padrone" al mandatario; mezcla del padrote a la italiana con la del Tlatoani azteca. Es decir se le ha conferido una investidura de personaje que lo puede todo si lo desea, que le es dado el poder para hacerlo... es el "señor presidente".

¿Quién se va a atrever a pedir juicio político contra el presidente sin poner en riesgo su vida y la de sus seres queridos...? En México así funciona eso que hemos llamado la "mala educación", lo más probable es que se dediquen a desacreditar a todo el que intente decir lo contrario: el espionaje electoral (2012), la investigación y NO búsqueda de los normalistas, el sabotaje en contra del grupo de investigadores externos que han echado por tierra las mentiras del gobierno respecto a los mismos normalistas. Por cualquiera de estos casos se debería pedir cuentas a los gobernantes... ¡no en México, donde la señora esposa del presidente, en lugar de argumentar en relación al origen de sus bienes, prefiere dar una respuesta sin sustento! No en nuestro querido y lastimado país.

Esperemos presenciar la lluvia de lodo que se va a venir encima de las instituciones nacionales, y comprobaremos que nunca habrá cantidad de suciedad suficiente para que esto cambie. No aquí.

Si usted quiere evadirse a un mundo casi feliz donde sí se logró llevar a tribunales al hombre más poderoso del mundo por espionaje a sus contrincantes políticos, lea el libro escrito por los reporteros del Post, se llama... TODOS LOS HOMBRES DEL PRESIDENTE. Al menos ahí podrá presenciar cómo estos dos reporteros lograron lo que no se creía; además conocerá al célebre "garganta profunda", tan usado su nombre en el cine porno actual. Léalo, al menos le quedará la información de las posibilidades.


Un abrazo y hasta luego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: