martes, 2 de agosto de 2016

7889. TELSA Y LA ENERGÍA LIBRE Y GRATUITA.

Reporte Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Telsa y la energía libre y gratuita.

“…A lo largo del universo hay energía: ¿es esta estática o cinética? En el primer caso nuestras esperanzas son vanas, en el segundo - y esto lo sabemos con certeza - no es más que cuestión de tiempo que los hombres tengan éxito en sincronizar su maquinaria con los engranajes mismos de la naturaleza”
Nikola Tesla (1856-1942)

 
Nikola Tesla fue un científico serbio-estadounidense (en 1948 emigró a Estados Unidos) prácticamente desconocido, es hasta hace alrededor de 10 años que el nombre de Tesla se ha vuelto popular. Tesla fue borrado de la historia de la ciencia, a su muerte el FBI confiscó todos sus archivos, sus descubrimientos. Tesla era un soñador, quería poner la energía al servicio de la humanidad, quería entregar el secreto de una energía limpia a los pueblos de la Tierra ¡gratis!

Por supuesto que a los potentados que se enriquecían y se enriquecen comercializando energía fósil, como el petróleo y sus derivados, no les gustaba para nada las ideas de Tesla. Trabajó con Tomás Alba Edison, un inventor que es conocido en todo el mundo y quien tenía un equipo de inventores que trabajan para él, entre ellos Nikola Tesla, Edison se limitaba a firmar y patentar los inventos de sus empleados.

Una anécdota ilustra la ambición de Edison: en una ocasión Tesla descubrió cómo podía mejorar el efecto del generador de energía eléctrica de Edison, cuando se lo dijo a Edison que podría mejorarlo éste respondió: “Le daré 500 dólares si usted logra hacerlo”. Después de varios meses de trabajo Nikola logró mejorar el artefacto, pero Edison no cumplió su promesa de darle los 500 dólares, le dijo: “Tesla, usted no entiende el sentido del humor de los norteamericanos”. Edison hacía trabajar a Tesla 18 horas diarias, ya desde entonces se dibujaba la ambición que marcaría su vida, el egoísmo que lo llevó a amasar una fortuna a base de todo tipo de trampas y complicidades con la mafia industrial.

Mientras que Tesla era enterrado en la tumba del olvido, Alba Edison era promocionado por el poderoso magnate Henry Ford como el padre de la energía, Ford apoyó al científico para crear General Electric.

Hasta ahora se empieza a reconocer a Tesla de acuerdo a lo que narra Miguel Ángel Delgado, autor de la novela Tesla y la conspiración de la luz, una biografía novelada del inventor, es muy significativo que un gran empresario como Elon Musk, pusiera el apellido del científico a su empresa, Tesla Motors, que fabrica automóviles eléctricos de lujo.

Energía libre y gratuita, eso quería Tesla, libre y gratuita y además limpia, energía limpia.

Cuando en 1891 Tesla patentó la base para la conexión inalámbrica de corriente eléctrica, la Bobina Transformadora de Tesla, sus enemigos, los grandes magnates de la industria, aceleraron la campaña contra el serbio cuyas ideas sociales han sido borradas de la historia.

Las idea de Tesla han sido la base para que otros inventores realicen descubrimientos que podrían poner la energía al alcance de todo el mundo; Tom Bearden, John Bedini, Bruce De Palma en base a las ideas de Tesla han logrado inventar dispositivos para poner la energía a disposición de los pueblos, pero los intereses comerciales de los grandes consorcios que manejan la energía lo impiden.

Los magnates del cobre, del acero, de las finanzas, tejían miles de redes que conectaban los hogares y la industria del país a los generadores de energía eléctrica y el negocio seguía creciendo más allá de las fronteras de Estados Unidos, así que cuando Tesla afirmó que podía hacer llegar energía eléctrica a la industria y a los hogares sin alambres, sus proyectos, las torres de transmisión inalámbrica, fueron destruidas y no volvió a recibir financiamiento de los bancos.

En nuestro país se sigue pagando un alto precio por la energía eléctrica, un nuevo aumento al precio para los usuarios comerciales e industriales impactará en la economía y en los precios, ¿a quién beneficia el monopolio de la energía? El gobierno impulsa el aprovechamiento de la energía solar, pero es una tecnología que aún tiene un costo inalcanzable para la mayoría de los mexicanos. La energía libra y gratuita es posible, pero es una tecnología en manos del gobierno invisible que no dejará que los pueblos se beneficien con ella.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: