jueves, 2 de febrero de 2017

8621. EL MURO: RACISMO Y EXCLUSIÓN.

Reporte Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

El muro: racismo y exclusión.

Nadie puede ser feliz sin participar en la felicidad pública, nadie puede ser libre sin la experiencia de la libertad pública, y nadie, finalmente, puede ser feliz o libre sin implicarse y formar parte del poder político. Hannah Arendt (1906-1975)
Filósofa alemana.

Cartón de Hernández
“Llamado patriota”, LaJornada
       
Es bien conocida la ignorancia de Peña Nieto que ni siquiera en eso es el único, otros ignorantes como Fox y Calderón le disputan con pasión la presidencia del PUP (Partido Unificador de los Pendejos). El PUP es un ente creación del filósofo popular Hermenegildo Torres, pensador que se mantiene en las sombras del anonimato gracias precisamente a pendejos como el secretario de la SEP, Aurelio Nuño, otro serio aspirante a la presidencia del PUP.

Sé que la cosa no está para bromas, pero sólo con humor podemos enfrentar la realidad y a sujetos como el méndigo Trump o los corruptos políticos mexicanos.

El panorama está canijo, pero se pondrá peor si nos sentamos a llorar. Lo primero es entender el problema en toda su complejidad, el gobierno no puede ignorar lo que se está tramando en las cúpulas del poder global, pero lo más grave no es que el gobierno lo ignore o que haga como que lo ignore, sino que los ciudadanos, los que supuestamente somos seres pensantes, lo ignoremos.

Las tibias protestas del gobierno federal y de la clase política por la anexión del gobierno de Israel a través de su presidente el nefasto Netanyahu a la construcción del muro de Trump son una muestra más de la incapacidad de los gobernantes para entender la situación. La soberbia de Trump y su megalomanía es sólo comparable a la de Israel que se siente el pueblo elegido. No saben los ignorantes Peña y Videgaray que la relación del gobierno invisible y la cúpula que gobierna Israel se ha mantenido durante cientos de años? Son los pueblos más belicosos del planeta, junto con los anglos del Reino Unido y sus proyectos de dominio global también son centenarios. Los israelíes construirán el muro de la ignominia con tecnología militar, ¿más claro?

El muro del odio y del miedo de Trump que tanta indignación ha causado en el planeta, lo mismo que las redadas contra migrantes  no es un plan que comenzó este gobierno; bajita la mano el anterior presidente Barack Obama deportó millones de indocumentados.

El muro de la ignominia comenzó a construirse en los gobiernos del PAN, Fox y Calderón no dijeron ni pío cuando los gringos sin hacer ruido, comenzaron la construcción del muro. Bill Clinton comenzó y lo siguió Bush, Obama hizo su parte y ahora a Trump le corresponde asestar el golpe final.

La fobia del presidente Trump contra los mexicanos no tiene una sustentación ideológica, o no la tenía, las ideas de que existen razas superiores implica que existen razas inferiores: los nobles de sangre azul y los plebeyos, los blancos y los negros, los nefastos mexicanos y los gringos puros, no contaminados por ninguna raza extraña.

La expresión racista de Netanyahu de que  “los palestinos son para los israelíes lo que los mexicanos son para los estadunidenses”, expresa más que mil palabras, pero también revela el plan de hacer de México (¡el plan ya se echó a andar con la guerra contra las drogas de Calderón!), un laboratorio de sus programas militares y de control social que se aplicará también el interior de Estados Unidos en donde no se descarta una guerra civil, igual que han hecho en Palestina.

Los ciudadanos libres no podemos quedarnos inmóviles, la paz se construye con acciones y organización, todo en el marco de la no violencia.

En este contexto y dado el descrédito de los partidos políticos que han traicionado a los mexicanos, ¿Es López Obrador la última esperanza de un transformación pacífica? ¿Es la candidata del EZLN la mejor opción?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: