lunes, 13 de marzo de 2017

8797. DE RISA.

Por el Sr. López.
Periodista crítico.
Desde el Estado de
Chiapas. México. Para
Tenepal de CACCINI

LA FERIA

De risa.
Nadie jamás ha sentido ganas de mentarle la madre a una de sus abuelitas. Pues, confiesa este López que una vez (solo una vez), estuvo a punto con doña Virgen (la de los siete embarazos, la materno toluqueña). Antes de condenarme a siete hogueras, entérese que Margarita, su sirvienta, que trabajó con ella desde chamaquita, que nos cuidó y cambió pañales a todos sus nietos, esa, Margarita, que era la mejor parte de la abuela, tenía una temporada enferma y no se curaba. Extrañado este menda, preguntó qué decía el doctor y la abuela respondió sin maldad, que estaba esperando que hubiera lugar en el sanatorio general para que la operaran (cosas de señoras), porque en un sanatorio privado salía en ‘un dineral’ (tres mil pesos)… ‘y una de viuda hijito, tiene que cuidar los centavos’, y por poquito le falta al respeto a su propia abuela este infame texto servidor de usted. Ese mismo día estaba internada en el sanatorio en que se atendían las señoras de la familia, la operaron al día siguiente y hubo Margarita para muchos años… ‘¡un dineral!’… de veras.

El sábado pasado, según la agencia EFE, el jefe Humanitario de la ONU, Stephen O'Brien, informó que ‘el mundo vive la mayor crisis humanitaria desde 1945’, que están en riesgo de morir de hambre 20 millones de personas.

Dijo más: ‘Sin un esfuerzo global colectivo y coordinado, la gente simplemente morirá de hambre (…) es necesaria una inyección inmediata de fondos (…) para ser precisos necesitamos 4,400 millones de dólares para julio y ese es un coste detallado, no una cifra para negociar (…) el dinero, se necesita en cualquier caso de forma muy urgente para poder responder a esta crisis’.

Mire usted, dice la Oxfam (ONG’ seriecita), que ocho personas tienen la mitad de la riqueza del mundo, y que 62 súper millonarios tienen más dinero que las 3,500 millones de personas que forman la mitad más pobre de la Tierra. Esos 62 súper millonarios, en los últimos cinco años crecieron sus fortunas un 44%.

Según el Foro Económico Mundial (World Economic Forum, WEF, o Foro de Davos), la mitad de los ricos-ricotes del planeta, tiene en su poder el 99% de la riqueza económica del mundo.

Para ver más en vivo de qué estamos hablando cuando decimos ricos-ricotes,  al 31 de enero de este año, según GBMhomebroker (empresa de inversión en línea, que efectúa más de 1.5 millones de transacciones al año), los seis hombres más ricos del mundo tienen, 407,100 milloncitos de dólares. Esos seis magníficos millonarios son, de más a menos: Bill Gates (el de Microsoft), 96,600 millones de dólares (mdd); Warren Buffett (energía y servicios financieros), 73,100 mdd; Amancio Ortega (industria textil), 72,100 mdd; Jeff Bezos (Amazon, ventas al menudo por internet), 65,400 mdd; Mark Zuckerberg (Facebook), 50,000 mdd; Carlos Slim (Grupo Carso), 49,900 mdd. Todos yanquis menos don Amancio que es español y nuestro mexicanísimo Slim. Con el 1.08% de su dinero (que es como quitarle un pelo a un gato), alcanza para resolver esto que la ONU define como la ‘mayor crisis humanitaria desde 1945’, como el ‘momento crítico de la historia’.

No tiene nada de malo (supone uno), que esos señores tengan esas cantidades, seguramente bien habidas y sin ninguna trampa. No está uno señalándolos como responsables de que por falta de 4,400 mdd estén en riesgo de morir de hambre 20 millones de personas. Para nada. Pero algo anda mal.

Sí algo anda mal: no puede ser que 62 personas tengan más riqueza que tres mil 500 millones de terrícolas. Algo anda muy mal: la mitad de los ricos no pueden tener el 99% de la riqueza mundial. Algo anda requetemal, sí: a la ONU, pertenecen 193 países (de a 23 mdd por país, alcanza y sobra).

Algo anda peor que muy mal: según el Sipri (Stockholm International Peace Research Institute, que anualmente informa sobre los presupuestos militares en el mundo), en 2015, los EUA se gastó en eso, 596,000 mdd; China, 215,000 mdd; Arabia Saudita, 87,200 mdd; Rusia, 66,400 mdd; Reino Unido, 55,500 mdd; India, 51,300 mdd; Francia, 50,900 mdd;  Japón, 40,900 mdd; Alemania, 39,400 mdd; Corea del Sur, 36,400 mdd; Brasil, 24,600 mdd; Italia, 23,800 mdd; Australia, 23,600 mdd; Emiratos Árabes Unidos, 22,800 mdd; e Israel, 16,100 mdd… siguen muchos y México: 7,700 mdd. Y por 4,400 mdd pueden caer muertos de hambre 20 millones de personas. Le digo: algo anda peor que mal.

Considerando la enorme dificultad de sacarle dinero a los ricos-ricotes; tomando en cuenta que muchos países de la ONU no están como para andar ayudando a nadie (Haití, por ejemplo); y con la certeza de que ningún país le va a rascar a su gasto militar por buenas y malas razones; tomando en cuenta esas crueles realidades, se atreve a proponer el del teclado que el gobierno de México le entre al quite… no se espante, no del presupuesto, no, que ya sabemos que es sagrado, sino que emita un decreto otorgando a todos los políticos corruptos (y sus socios) un perdón sin preguntas incómodas, si voluntariamente juntan esa lana en un mes: le juro que sobra.

En el ‘analítico de plazas’ del gobierno federal, son más o menos 25 mil mandos superiores, calcule usted un modesto 10% de ladrones, lo que da 2,500 ratas por sexenio; entonces de Fox para acá, tenemos un total aproximado de 7,500 bandidos; sume a eso los ratoncitos estatales (son 32 entidades, supongamos un 5% de ratas y el mismo número total de altos funcionarios aunque sean más, da 3,750 bandidos en todos los estados); agregue líderes sindicales de los grandes (unos 20 chorrean dinero), diputados con moches (de Fox para acá, 2,500 diputados; si la mitad son honestos: otros 1,250 uña larga), senadores, póngale cien bandidos… fácil juntamos unos 13 mil y pico pillos, multiplíquelo por tres, si cada uno tiene solo dos socios fuera del gobierno: 39 mil ladrones sí juntamos, muy modestamente; les toca de a 113 mil dólares para resolver esa crisis humanitaria, lo dan muertos de risa… pero no van a dar nada: son impunes y de un borrón y cuenta nueva, sí se mueren de risa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Escribe un comentario sobre esta entrada: