viernes, 21 de abril de 2017

8997. BELLEZA Y MANIPULACIÓN: EL GÉNERO INDEFINIDO.

Reporte Z.

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

La moda es la ciencia de la apariencia, y su finalidad es  que inspire a uno el deseo de parecer, más que de ser. 
Henry Fielding (1707-1754)
Novelista y dramaturgo Inglés.

La imagen femenina que los medios nos venden o mejor dicho nos imponen, está en su más bajo nivel en la historia.

El paradigma de belleza neoliberal nada tiene que ver con la  belleza, sino con la carencia de belleza, cada vez más, el modelo femenino que se impone en el inconsciente colectivo es menos femenino.

De las voluptuosas formas de Diego Velázquez hasta  las gorditas de Botero, pasamos a las flacas sin pechos ni nalgas, nunca habíamos caído tan bajo. Resulta que la mujer más bella del mundo es una flaca con celulitis que más que deseo despierta  compasión (foto 2).

(Foto 2)

La revista People afirmó que la actriz Julia Roberts es la mujer más bella del mundo por quinta vez, “hazaña” que nunca antes ninguna mujer logró. Lo peor es que la mujer de 49 años (la pobre parece de 60… sin maquillaje (foto 3), ¡¡se la creyó!! y afirmó sentirse “muy honrada”.

(Foto 3)
 
Si Julia tuviera un gramo de cordura o si tuviera el valor de mirarse en un espejo rechazaría el nombramiento.

En cada pueblo de nuestro México hay mujeres realmente hermosas (foto 1), pero como son morenitas y no son artistas de cine, son consideradas “feas”. 
  
(Foto 1)

La vanidad de las estrellas de cine no tiene límites, ya se sabe, y Julia no es la excepción; todo este juego tiene una finalidad, pero ¿cuál es?

La apariencia, parecer más que ser, no es una técnica de los “artistas” solamente, los políticos mexicanos también son expertos en apariencia, su imagen impecable disfraza sus verdaderas intenciones.

Parecen honestos pero son ladrones.

El tema de la belleza, como el del fútbol, la religión y la política no hay acuerdo posible, porque como dice el refrán: en gustos se rompen géneros, pero detrás de los paradigmas impuestos hay muchos intereses económicos, políticos e ideológicos.

Lejos quedaron los arquetipos de las diosas de la fertilidad con sus grandes nalgas y abundantes pechos, colmados de leche materna y pasión por la vida, ahora se imponen paradigmas de mujeres, que como la pobre Julia, son campeonas de natación (nada por delante y nada por detrás) y del lado masculino (otro paradigma en crisis) se imponen arquetipos indefinidos (Prince ¿es hombre  o es mujer? (foto 4)) más adecuados a la ideología de género.

(Foto 4)

La idea es abrir tantas opciones como sea posible, además de las lesbianas, homosexuales, bisexuales y transexuales los adolescentes y niños tendrán la opción de “elegir” ser a-sexuados, sujetos sin género, como Michel Jackson, Prince y muchos otros ”ídolos” juveniles.

El poder de la imagen es desconocido por el vulgo, así que el impacto de  estas imágenes en el subconsciente colectivo es tremendo, otras técnicas de manipulación de masas diseñadas en el Instituto Tavistock  para las Relaciones Humanas son más perversas porque se imponen a los ciudadanos sin su consentimiento y utilizando como medio para lograr sus fines la alimentación, pero esa es otra historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: