miércoles, 14 de junio de 2017

9238. PARTIDOS POLÍTICOS Y PODER POPULAR.

Reporte Z


Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI


Partidos políticos y poder popular.



Una autoridad que se funda en el terror, en la violencia, en la opresión, es al mismo
tiempo una vergüenza y una injusticia. Plutarco 50-125). Escritor griego.

Las elecciones nos enseñaron que todo sigue igual desde el enfoque del poder, o al menos es lo que quisieran creer priístas, panistas, perredistas, verdes y demás parásitos. El sistema corrupto enquistado en las instituciones “democráticas” mostró una vez más, que no está dispuesto a transformarse, la única opción real de transformación es Morena, en cuanto a Mary Chuy, lea expectativa es que se posicione y desarrolle sus propuestas.

Desde su origen, en Francia como motor de la Revolución o en Inglaterra con la bendición de los nobles y de la Iglesia, o en Rusia con los bolcheviques los partidos políticos se han diseñado para controlar el poder popular; las clases dirigentes dominan a los paridos desde su origen; en Francia y en Rusia o en Gran Bretaña, las organizaciones políticas en proceso de formación que manifestaban las demandas del pueblo y de los trabajadores fueron canalizadas a través de los partidos políticos.

La nobleza europea aplicó el principio “Divide y vencerás”, el principio que confronta al anterior y que nace de abajo es “Unidos venceremos”.

En vez de los nobles, en México controlan a los partidos políticos mafias, familias que han perpetuado su presencia y monopolizado el poder. Un ejemplo es la derrotada candidata panista Josefina Vázquez Mota, del PAN, que a cambio de participar en las elecciones del Estado de México, con la consigna de atacar sistemáticamente a la candidata del Morena, Delfina Gómez. Además de hacer excelentes negocios con el gobierno de Peña Nieto, de quien obtuvo mil millones de pesos, Josefina se ganó un puesto para su hija en la Cámara de Diputados, la prepotente Mary José se perfila para seguir disfrutando del poder y sus beneficios.

Lo mismo se puede decir del PRI y del resto de los partidos: en Grupo Atlacomulco es un ejemplo, durante décadas mantiene el dominio de los partidos y de las Cámaras colocando a sus familiares en posiciones clave del priísmo y de las instituciones que controlan los procesos electorales, como el INE y sus delegaciones en los Estados.

Los partidos fueron diseñados para controlar o destruir a las organizaciones populares, algunos de esos partidos tienen su origen en las más oscuras mafias, algunas de orden criminal, otras de orden religioso; por ejemplo en México los masones mantienen presencia en posiciones clave de los partidos.

Con casi 4 mil millones de pesos para este año los partidos políticos de nuestro país son una carga despiadada para la sociedad, en especial, para los más pobres. Uno de los propósitos no expresados de los partidos políticos además de desempoderar a la sociedad es despojarla de su dignidad, un ejemplo de esto es precisamente el Estado de México, con la mitad de su población sumida en la pobreza (nueve millones de personas) y en la ignorancia, se compra el voto a cambio de unos pesos. El principio básico de los millonarios (políticos y magnates) que dominan a los partidos políticos y al país, es: Un pobre = un voto. Dice Enrique Galván Ochoa en su columna “Dinero” del viernes:

“La compra de votos que alimenta la permanencia del grupo político-económico que domina al país se cultiva desde la niñez de los futuros electores. Con motivo del Día Mundial contra el Trabajo Infantil, el próximo 12 de este mes, el Inegi dio a conocer algunos datos sobre nuestros futuros ciudadanos, hoy entre 5 y 17 años.

– De los niños ocupados, nueve de cada 10 (89.6%) realizan actividades no permitidas.
– Cuatro de cada 10 (37%) no asisten a la escuela.

– De las niñas y niños en ocupación no permitida, cuatro de cada 10 no reciben ingresos y una tercera parte perciben hasta un salario mínimo.

– 5.7 de cada 100 niñas y niños realizan quehaceres domésticos en condiciones no adecuadas.

– Tres de cada 10 niñas que realizan quehaceres domésticos en condiciones no adecuadas, exceden las 28 horas laborales a la semana, situación que presentan 4.7% de los niños. Después de una niñez de miseria, están listos para vender su voto por 2 mil pesos”.

¿OK? Bay.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: