lunes, 17 de julio de 2017

9375. EL KURDISTÁN, AUTOGOBIERNO CON MUJERES Y SIN PARTIDOS.

Reporte Z.

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y priodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI


El Kurdistán, autogobierno con mujeres y sin partidos.

En la escala del amor, la mujer está unos peldaños por encima del hombre. El día en que el amor domine sobre la violencia. La mujer será la reina del mundo. Flora Tristán (1803-1844). Escritora, pensadora socialista francesa.

Con una larga historia que se remonta hasta el siglo X antes de Cristo, el Kurdistán es un pueblo sin país. Después de la Primera Guerra Mundial se firmó el tratado de Sevrest para dar al pueblo kurdo un país, en recompensa por el apoyo prestado a las potencias aliadas durante la guerra, pero el tratado no se cumplió, prevalecieron los intereses de Reino Unido y Francia que impusieron un nuevo tratado que se firmó en 1923, el pueblo kurdo vivió desde entonces en varios países (Turkía, Irak, Irán, Siria y Armenia), y así sigue.

En el Kurdistán sirio una revolución feminista ha llamado la atención de algunos sociólogos, en cambio los medios de difusión ignoran lo que pasa en esa región conocida como Rojava. A la cabeza de esta revolución que se opone al capitalismo lo mismo que al fundamentalismo islámico y a la “democracia” como la entienden los occidentales están las mujeres.

Con enormes yacimientos de petróleo, el pueblo kurdo no tiene un territorio propio, pero en cuanto a sus ideas, ha evolucionado del comunismo marxista leninista al confederalismo democrático, la ecología social, el municipalismo libertario y la democracia directa basada en el poder de las asambleas, no en el de los partidos políticos.

La primavera árabe en 2011 propició en una revolución social con la creación de asambleas populares, comunas y consejos ciudadanos que estaban hartos de la democracia representativa; en Rojava el pueblo en asamblea redactó un contrato social basado en la democracia directa.

Todos los problemas sociales se analizan en las asambleas y se decide con votación directa cuál es la mejor solución; educación, salud, impartición de justicia y  vigilancia policial, todos los asuntos son tratados abiertamente y es el pueblo que a través de las asambleas decide en un ejercicio de democracia directa en el que las mujeres son tomadas en cuenta lo mismo que los hombres.

Las Unidades de Defensa del Pueblo y las Unidades de Defensa de las Mujeres mantienen el orden y protegen la vida de los ciudadanos, los ciudadanos han tomado en sus manos la seguridad pública. El pueblo es el que elige a los oficiales de seguridad pública y el ejército mismo está subordinado a las decisiones del pueblo. ¿Alguna semejanza con Cherán y con las autodefensas que le estaban comiendo el mandado al gobierno en México?

Al enterarse que en México María de Jesús Patricio Martínez sería candidata independiente y vocera del Congreso Nacional Indígena el Movimiento de Mujeres del Kurdistán envío una carta a Mary Chuy para manifestarle su apoyo: “Nosotros en Kurdistán hemos desarrollado nuestra propia defensa contra las fuerzas capitalistas modernistas y los ataques de los estados colonialistas que ocupan nuestro suelo…Queremos que sepan que recibimos una constante y especial inspiración de sus experiencias de autogobierno, de buen gobierno y de comunalismo…”, dice en la carta.

Lo mismo que en Chiapas y en Cherán, las mujeres en el Kurdistán han sido la base del movimiento de liberación, y en México, ¿con mujeres como Mago Zavala, Alejandra Barrales y Rosario Robles podría darse un cambio? No, ellas son las millonarias, las corruptas, las mujeres de Cherán son las que valen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: