lunes, 7 de agosto de 2017

9450. NO LE SAQUES MADURO.

LA FERIA

Por el Sr. López.
Periodista critico.
Desde el estado de
Chiapas. México. Para
Tenepal de CACCINI

No le saques Maduro.
Bueno… pues resulta que es cierto eso de que “sorpresas te da la vida”. Jamás pensó este texto servidor de usted que se pondría a teclear nada en favor (que no defensa), de Enrique Peña Nieto… pero, ¡bue…!, ni modo:

No está exento de patanes el mundo de la política y a veces alguno llega a la máxima instancia del poder público de su país. Ahora mismo hay dos casos: Donald Trump y Nicolás Maduro, ambos zafios, en la más rigurosa acepción del término (grosero o tosco en sus modales, carente de tacto en su comportamiento); al primero se lo notamos menos porque habla en otro idioma; al segundo se lo notamos más, porque es un gañán.

Al Trump ha dirigido su teclado este López, en varias ocasiones. Al tal Maduro, solo una (el 31 de julio pasado), por cómo organizó la “elección de la Asamblea Constituyente”, equivalente a un golpe de Estado burdo, como burdo es todo en este pequeño personaje de la historieta Latinoamericana, muy diferente a la historia grande que han forjado otros en la región, otros de otra talla.

Cómo y por qué llegó a este punto la situación en Venezuela es cosa de los venezolanos (perdone usted el arcaico concepto de la soberanía que tiene este junta palabras). Pero después que el viernes pasado (4 de agosto), el tal Maduro creyó que insultando a nuestro Presidente quedaba bien con 127 millones de mexicanos, asumiendo gratuitamente la defensa de nuestra dignidad nacional, resulta irresistible aclararle al tipo este que México no necesita defensor y si lo necesitáramos, preferimos a la señora Merkel o al presidente de China, Xi Jinping, no al personaje bufo que es él, aferrado al poder, aterrorizado ante el destino que enfrenta y sabe que lo alcanzará tarde o temprano. Sí, señor Maduro: se le nota el susto y sabe bien que ya solo lo sostienen los militares.

El Nicolás, a resultas de la conversación telefónica privada que sostuvieron Trump y Peña Nieto, el 27 de enero de este año -hecha pública la versión de la Casa Blanca, por The Washington Post (WP) el 3 de agosto pasado-, encajó en uno de sus discursos televisados, un frontal ataque al Presidente de México, disfrazado de defensa de nuestro país. Dijo:

“Da vergüenza Peña Nieto… escúchame desde Venezuela: da vergüenza que te dejes tratar así como un empleado maltratado. Yo veo a Peña Nieto como un empleado maltratado, abusado por su jefe Donald ‘Trum’. ¡Ah, con Venezuela sí te metes! (debe tener problemas de oído don Maduro para ser el único habitante del planeta que no se ha enterado que se pronuncia “Tromp”). Y lo llamó cobarde (je je… es que él es muy macho).

¡Ay! Maduro, no sude calenturas ajenas. No sienta vergüenza ajena (y no le hable a nuestro Presidente como empleado maltratado). Peña Nieto no se han metido con usted. Usted es el que no se ha salido de la OEA (tan fácil), para que no se le puedan aplicar los términos de los compromisos regionales que su país tiene legalmente asumidos (y conste que al del teclado no le gustan, nada, la OEA ni que México ande en esas danzas). 

¿Sabe que Maduro?: acá en México a la gente como usted les decimos “metiches”:
Das vergüenza Maduro Moros… escúchame desde México, das vergüenza, no  andes de metiche, das vergüenza maltratando a todo tu pueblo, que no son tus empleados, por cierto. (El tuteo es nomás para que Maduro entienda, porque si le hablan de usted, voltea para atrás, cree que le hablan a otro).

El Maduro dijo que “Trum” ordenó públicamente al Presidente de México que no dijera más que no va a pagar el muro. Una de tres: o no leyó la transcripción del WP; o no la entendió (es posible); o simplemente es mentiroso (es lo más probable).

Si se lee la transcripción de la conversación privada (o sea, no pública), cuando Trump le dice a Peña Nieto: “(…) no le puedes decir eso a la prensa (que no pagaremos el muro). La prensa se va a ir con eso y no puedo vivir con eso (…)”, es Trump el que está pidiendo chance y luego amenaza varias veces con el cuento, que no se tragó Peña Nieto, de que puede poner impuestos a lo que su país importa de México; y Peña Nieto le dijo:

“(…) es impensable que yo pueda ignorar esto porque nos parece completamente inaceptable a los mexicanos pagar el muro que usted está pensando en construir (…) He reconocido el derecho de los gobiernos a proteger sus fronteras como estimen necesario y conveniente; pero mi posición ha sido y seguirá siendo muy firme en cuanto a que México no puede pagar ese muro”. (¿Esto le da vergüenza al Maduro a nombre de todos nosotros?… que alguien le explique, con dibujitos).

Que en ese telefonazo, Trump se portó como lo que es (grosero y confianzudo), es cierto. Que Peña Nieto no se arrugó, también: mantuvo la posición de México y cuando Trump quiso ofender a nuestro ejército, le puso un tapón:

“(…) permítame decirle que mucho de lo que está sucediendo en cuanto a traficantes en México se apoya en gran medida en las sumas de dinero ilícito y armas procedentes de Estados Unidos (…) esto ha costado muchas vidas dentro del ejército y todos los elementos que están comprometidos en esta lucha. Pero son grupos criminales que están bien armados, especialmente con armas procedentes de Estados Unidos y entran ilegalmente en México (…)”

Maduro, sin neurona que lo frene, agregó: “Si yo fuera presidente de México (¡Dios nos guarde!), me iría con el pueblo mexicano y una mandarria (mazo) y tumbara todos los muros que me separan con Estados Unidos y no permitía la construcción de ese muro, pero de frente, con valentía, como lo haría Emiliano Zapata, como lo haría Pancho Villa, valiente, como lo haría Lázaro Cárdenas”.

Ahora resulta que este sátrapa dice que iría a invadir los EUA a demoler una obra pública de ellos… ‘tá bueno, digo, si está en ese plan por qué no -más fácil-, le deja de vender petróleo a los EUA y también gasolina, digo, sin mandarria, nomás con eso. Total, igual el FMI calcula para este año en tu país (sí, el tuyo, Maduro), una inflación mayor al 1,660% y un desempleo del 21,4%. No le saques Maduro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe un comentario sobre esta entrada: