sábado, 28 de julio de 2018

10,947. AGUA EN MARTE, VIDA INTELIGENTE EN EL UNIVERSO.


Reporte- Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

Agua en Marte, vida inteligente en el universo.
      
La tierra tiene siete pisos, el cielo otros siete; y toda la inmensidad no puede contener a Dios; pero el corazón del hombre encierra a Dios entero. Nikos Kazantzakis.

¿Hay vida inteligente en otros planetas? La polémica acerca de la existencia de otras formas de vida inteligente más allá de los límites de nuestro sistema solar se encendió una vez más ante la certeza científica de que hay agua en Marte, el planeta rojo, y ya se sabe que el agua es fuente de vida, basta que se den condiciones físico-químicas favorables para que el caldo de cultivo que se forma con el agua comience la maravillosa evolución desde la vida mineral a la vida orgánica en toda su complejidad.

La existencia de vida inteligente más allá de los estrechos límites de nuestro sistema solar es para millones de personas una realidad, un hecho que los gobiernos mantienen ocultos por razones políticas, pero otros tantos afirman todo lo contrario: la vida inteligente (entendida la inteligencia como la capacidad de adaptación al entorno y a los demás) es exclusiva de la Tierra, es un fenómeno único.

Una espesa nube de hermetismo gubernamental cubre el tema de la vida extraterrestre, la clasificación (ocultamiento) de millones de evidencias documentales acerca del fenómeno ovni aumenta las especulaciones y las teorías conspiranoicas. Los teóricos de los alienígenas ancestrales luchan no sólo contra el sistema y sus poderosas redes de control social, sino contra el escepticismo que se promueve desde el poder.

En todo caso, creo que la pregunta que abre la reflexión de hoy debería de comenzar por plantear la cuestión no sobre la posibilidad de vida inteligente, sino sobre la posibilidad de que haya vida espiritualmente avanzada. La pregunta de fondo sería ¿Existen en el universo formas de vida espiritualmente avanzadas? O bien, ¿Existen formas de vida con un nivel cósmico de expansión de la conciencia?

La pregunta sobre la posibilidad de vida inteligente es un espejo, un reflejo del nivel de conciencia de la humanidad que se encuentra ante la disyuntiva del colapso de la civilización por el desenfreno consumista, hedonista y materialista impuesto, o la transformación del corazón del hombre y la expansión de su conciencia y hacia formas de vida sustentables basadas en el respeto a la vida y en las relaciones pacíficas entre los individuos y entre los pueblos.

Primero la inteligencia fue definida como forma de adaptación al entorno destacando el dominio instrumental de las manos, la evolución nos llevó al dominio de las técnicas, al desarrollo de habilidades instrumentales, a la producción en línea y ahora al dominio de la imagen y su poder adictivo, a pesar de lo cual, a nivel espiritual seguimos siendo como los hombres de la caverna de Platón: vemos sombras proyectadas sobre la pared (el mundo de la imagen virtual, la pantalla) de nuestra cueva y creemos que son la realidad sin darnos cuenta que es una representación, un juego de ficciones en los que perdemos nuestra libertad, nuestra conciencia.

Los titiriteros y sus sombras grotescas mantienen a las masas hipnotizadas, el objetivo es impedir su crecimiento espiritual, mantenerlos en la esclavitud, para los que buscan se abren pequeñas rendijas, espacios por los que penetra la luz del sol de la verdad, por eso el Maestro afirmó “la verdad nos hará libres”.

viernes, 27 de julio de 2018

10,946. LA HORA DE LOS HORNOS, 50 ANIVERSARIO.


Enviado por SinEmbargo.
Desde la Cd., de México. Para
Tenepal de CACCINI

Por Rosalina Piñera.
SinEmbargo. Julio 22, 2018.

“Fernando Solanas está presente en México en tan importante aniversario. El cineasta recibió el 19 de julio la Medalla Cineteca Nacional, convirtiéndose así en el sexto director en recibir este reconocimiento entre autores como Costa Gravas, Atom Egoyan y Miguel Littín”. Foto: Especial.

“Es falsa la historia que nos enseñaron. Falsas las riquezas que nos aseguran. Falsas las perspectivas mundiales que nos presentan. Falsas las creencias económicas que se difundieron. Irreales las libertades que los textos proclaman”. Son las reflexiones del filósofo y periodista argentino Raúl Scalabrini Ortiz plasmadas para siempre en el documental La hora de los hornos (1968) de los cineastas Fernando “Pino” Solanas y Octavio Getino. Palabras sobre el desencanto interminable de la América Latina, intercaladas entre imágenes del caos social y la represión militar de la dictadura del General Juan Carlos Onganía, de la Argentina empobrecida, del pueblo confinado y sometido.

La hora de los hornos cumple medio siglo como pieza clave del cine militante, como un extenso ensayo político en su disección de las estructuras de poder en Argentina, de la penetración del pensamiento colonial en los pueblos subyugados y de la transfiguración de los grupos de dominio: España, Inglaterra, Estados Unidos. La obra de 260 minutos se conforma de tres partes: “Neocolonialismo y violencia”, “Acto para la liberación” y “Violencia y Liberación”. Se gestó entre las sombras, entre la movilización militar, la protesta civil y la tortura; se produjo en la clandestinidad y se exhibió a puerta cerrada en un circuito alternativo creado por la generación de jóvenes del Grupo Cine Liberación para eludir el entorno de censura y represión. Se nutrió con los debates en las exhibiciones clandestinas, con las aportaciones de los espectadores presentes.

Han pasado 50 años y La hora de los hornos conserva su vigor visual y sonoro, el poder de sus metáforas en la riqueza de sus imágenes en contrapunto con la música y sonidos que las acompañan, en ese tono del cine experimental. Mantiene la convicción de su tesis política-social en donde Latinoamérica encuentra un espejo para explicar su historia condenada entre dictaduras, el subdesarrollo y la dependencia económica, política y cultural. Porque la miseria, el hambre, el analfabetismo y la injusticia social han sido la historia y son el presente de muchos países en este lado del mundo. Los rostros de los desposeídos, el yugo del analfabetismo, el desprecio a los pueblos originarios, la negación a la dignidad humana y el clasismo indolente.

Fernando Solanas está presente en México en tan importante aniversario. El cineasta recibió el 19 de julio la Medalla Cineteca Nacional, convirtiéndose así en el sexto director en recibir este reconocimiento entre autores como Costa Gravas, Atom Egoyan y Miguel Littín. “Volver a México es una experiencia entrañable. Si hay un país generoso en América Latina, que acogió a todos los exilios, de múltiples colores fue México y sobre todo a los argentinos. Estoy muy feliz”, expresó. Esa noche presentó también la primera parte de La hora de los hornos y el contexto de su realización: “En mi generación estábamos convencidos que era imposible cambiar la situación de nuestros países y su grado de deterioro, de miseria, de injusticia social, de explotación, por las vías democráticas.

En ese contexto nace esta película. La necesaria película en un momento preciso y trágico de la vida de Argentina y América Latina. La decisión fue hacerla con la misma libertad con la que un escritor escribe su libro. En esos climas de censura y de represión, nosotros organizábamos proyecciones en barrios populares, proyecciones privadas y el éxito era monumental.”

Sus posteriores trabajos siguen el escrutinio del entorno político, económico y social de su país y replicas continentales. De paso, una mirada a la filmografía de Fernando Solanas en donde se documenta parte sustancial de la historia de Argentina y del mundo: Cineteca Nacional presenta una retrospectiva del director, programada del 20 de julio al 2 de agosto integrada por 12 largometrajes que incluyen: Tangos, el exilio de Gardel (1985), Los hijos de Fierro (1972-1978), Sur (1987-1988), El viaje (1992), La nube (1998) y Viaje a los pueblos fumigados (2018).

Son cinco décadas y la sucesión de imágenes de La hora de los hornos preserva el poder de hacer eco en las emociones y las conciencias. De convocar a la meditación y al diálogo, de incluir al espectador en ese mundo confinado de imágenes y reflexión. Y esa inmersión cinematográfica para conocer la geografía de esa “América Latina, la gran nación inacabada” merece experimentarse más de una vez.

Por Rosalina Piñera.
Periodista egresada de la UNAM. En su pesquisa sobre el cine ha recorrido radio, televisión y publicaciones como El Universal. Fue titular del programa Música de fondo en Código DF Radio y, actualmente, conduce Cine Congreso en el Canal del Congreso.

10,945. TRUMP A AMLO: SÍ, PERO…


Enviado por SinEmbargo.
Desde la Cd., de México. Para
Tenepal de CACCINI

Por Dolia Estévez.
SinEmbargo. Julio 27, 2018.

“La supuesta buena disposición de Trump no es el tema sino que AMLO baje la guardia”. Foto: Especial.

Washington, D.C.–Para cualquier jefe de Gobierno, es un reto lidiar con el errático Presidente de Estados Unidos. A Peña Nieto, Trump primero lo amenazó con usar su poderío militar. Luego lo llamó “mi amigo Enrique” y sugirió reformar la Constitución para que pudiera ser reelecto Presidente. Por ahora, Andrés Manuel López Obrador sólo ha recibido elogios. El trato entre ambos arranca con un insólito intercambio de cartas en las que se ensalzan mutuamente.

La respuesta de Trump a la misiva que López Obrador le hizo llegar el 13 de julio, divulgada por ambos esta semana, fue bien recibida por el equipo del Presidente electo y por la comentocracia en general. El tono es cortés y respetuoso. Nada habitual en Trump. Sin embargo, con la excepción de la amenaza en torno al TLCAN, no dice nada concreto. Es pura paja. La palabra clave en el texto es “but” (pero). Trump dice que está de acuerdo en los beneficios mutuos de un TLCAN renovado, “pero” sólo si termina la negociación pronto, de lo contrario, advierte, buscará otros caminos que, aunque no los especifica, uno de ellos es salirse del tratado. Trump coincide con AMLO en cuanto a que el problema migratorio trasciende la seguridad fronteriza, “pero” pide mayor cooperación para seguir tratando inhumanamente a los indocumentados. La cooperación que quiere es que México ceda a ser filtro de los inmigrantes centroamericanos que buscan asilo en Estados Unidos y firme un acuerdo de “tercer país seguro”.

La supuesta buena disposición de Trump no es el tema sino que AMLO baje la guardia. Nadie espera que recurra a la incendiaria retórica de campaña, cuando lo denunció por hablar de los mexicanos como Hitler habló de los judíos antes del exterminio (Oye Trump, Planeta, 2017). Pero tampoco que los árboles le impidan ver el bosque. Adoptar la estrategia de apaciguamiento de Peña sería un error garrafal. El respeto no implica
conformismo, ni la cordialidad guiños de una complicidad implícita con un individuo que 90 por ciento de los mexicanos detesta con sobrada razón. Trump no es de confiar. Es impredecible e hipócrita.

En su misiva a Trump, López Obrador aborda teemas prioritarios como comercio e inmigración. Plantea fuertes inversiones públicas en proyectos de desarrollo económico para México y los países centroamericanos que tenga el efecto de reducir la migración. Exhorta a concluir la negociación del TLCAN para “no prolongar la incertidumbre” que podría frenar la inversión. Sin embargo, deja fuera los temas más contenciosos como seguridad, tráfico de armas, muro y racismo contra los mexicanos. Contiene ideas loables, pero también no realistas en el universo de Trump.

Agradecerle a Trump “la buena disposición y el trato respetuoso” mostrados a partir de su victoria fue innecesario. El trato entre jefes de Estado, más aún entre países democráticos, se basa en el respeto mutuo. Es un derecho universalmente aceptado. No se agradece. Se asume. Hacerlo abarata la narrativa. Desde la elección, Trump no ha insultado a México. ¿Por qué, entonces, no agradecerle la suspicaz ausencia de tuitazos?

El párrafo final es desafortunado. López Obrador dice a Trump: “Me anima el hecho de que ambos sabemos cumplir lo que decimos y hemos enfrentado la adversidad con éxito…”. Algunos analistas se han rasgado las vestiduras tratando de refutar la comparación simplista entre AMLO y Trump en la prensa estadounidense. Ahora resulta que el propio López Obrador equipara su victoria con la de Trump. López Obrador ganó con más del 53 por ciento del voto y sin ayuda externa. Trump se impuso ayudado por los rusos y sin la mayoría del voto popular. Son triunfos cualitativamente diferentes. Compararlos desvaloriza la legitimidad de la victoria de AMLO.

López Obrador también dice que lo “anima” que Trump sabe “cumplir” lo que promete. ¿Lo anima el trato inhumano a los inmigrantes indocumentados? ¿La imposición de aranceles a las exportaciones mexicanas? ¿El revés a los dreamers? ¿El rompimiento de las alianzas de la posguerra? ¿El rechazo a los convenios multilaterales? Son las promesas que está cumpliendo. La afirmación de que Trump, como él, desplazó al establishment o “régimen predominante” es otro desacierto. No extraña que no sepa qué es el establishment. Estados Unidos no es su fuerte.

¿Dónde estaba Ebrard? El establishment estadounidense está representado por dos grupos: los hombres y mujeres que controlan el Gobierno, y los poderes fácticos que manipulan el sistema político conforme a sus intereses. Los poderes fácticos, también conocidos como el establishment empresarial, son más importante que el establishment político. Los gobiernos van y vienen, pero los intereses especiales de los dueños del dinero se quedan. Hay estudios que muestran que las élites económicas tienen mayor incidencia sobre las políticas públicas y decisiones gubernamentales que el ciudadano promedio.

Trump no ganó, como dice López Obrador, porque puso en el centro a los ciudadanos. Es cierto, contendió con una agenda populista anti establishment; con promesas de sacudir el estatus quo y de “drenar el pantano” en Washington de intereses especiales. 

Pura palabrería. Oportunismo electorero. Trump no va a cambiar el sistema que lo hizo multimillonario. Gobierna para los ricos a expensas de los pobres a los que manipula para afianzar su control político. Trump personifica lo más perverso del establishment. Llegó a la Casa Blanca con un sólo propósito: elevar su fortuna personal. No, Trump no desplazó al establisment. Trump es el establishment.

Twitter: @DoliaEstevez

Por Dolia Estévez.
Dolia Estévez es periodista independiente en Washington, D.C. Inició su trayectoria profesional como corresponsal del diario El Financiero, donde fue corresponsal en la capital estadounidense durante 16 años. Fue comentarista del noticiero Radio Monitor, colaboradora de la revista Poder y Negocios, columnista del El Semanario y corresponsal de Noticias MVS. Actualmente publica un blog en Forbes.com (inglés), y colabora con Forbes México y Proyecto Puente. Es autora de El Embajador (Planeta, 2013). Está acreditada como corresponsal ante el Capitolio y el Centro de Prensa Extranjera en Washington.

10,944. LA DEBACLE PRI-PAN ABRE, AHORA SÍ, LA OPCIÓN REAL DE CORTAR DINERO A PARTIDOS, COINCIDEN POLITÓLOGOS.


Enviado por SinEmbargo.
Desde la Cd., de México. Para
Tenepal de CACCINI

Por Sugeyry Gándara.
SinEmbargo. Julio 27, 2018.

El recorte al presupuesto destinado a los partidos políticos podría materializarse en esta ocasión ante la falta de representatividad, y también de legitimidad y calidad moral, principalmente del PAN y el PRI, y de sus partidos satélites, cuyas carencias quedaron exhibidas en los resultados del pasado 1 de julio, que dieron un triunfo arrollador a Morena.


Si se toma en cuenta el presupuesto que debería asignarse a los institutos políticos en próximo año y se concreta el recorte, se estarían ahorrando al menos 2 mil 356.9 millones de pesos.

ADEMÁS
Sólo con cortar 50% el salario de 22 altos burócratas de INE y SCJN se ahorran 50 mdp al año.

Ciudad de México, 27 de julio (SinEmbargo).– Como un péndulo, el debate de la reducción del financiamiento público a los partidos políticos regresa al ojo de la opinión pública, pero esta vez al parecer lleva más fuerza y politólogos se muestran optimistas en que el planteamiento, que ya está en el Congreso de la Unión, esta vez sí se materialice.

En días pasados, el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador adelantó que el partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) renunciaría a la mitad de las prerrogativas que le corresponderán en 2019, y que buscarían que la reducción se presentará también a los demás partidos.

El dinero que se destina anualmente a los partidos políticos –para sus actividades ordinarias– se determina con base al artículo 41 de la Constitución. Según ese artículo, el monto que se entrega cada año  se calcula tomando como base el número total de ciudadanos inscritos en el padrón electoral y multiplicándolo por lo correspondiente al 65 por ciento del valor diario de la Unidad de Medida y Actualización (UMA) en vigor.

Del resultado de la multiplicación, el 30 por ciento se distribuye en partes iguales entre los partidos políticos y el 70 por ciento restante se entrega pero con base al porcentaje de votos que obtuvo cada partido en la elección de diputados inmediata anterior.

La bolsa para financiar los partidos políticos en 2019 se estima en 4 mil 722 millones 072 mil 061.2 pesos. Si se toma en cuenta que el padrón electoral que hoy tiene el INE es de 90 millones 133 mil 080 afiliados y se multiplica por el 65 por ciento del valor de la UMA (que actualmente es de 80.60 pesos), sería de 52.39 pesos por empadronado.

De dicha cantidad, y según la fórmula constitucional, 1 mil 416 millones 621 mil 618 pesos se dividírán en siete partidos que conservarán su registro [202 millones 374 mil 516 pesos a cada uno ] y 3 mil 305 millones 450 mil 442.7, que corresponde al 70 por ciento que se destinará a los partidos según la votación de diputados federales.

Para bajar el financiamiento y que quede establecido para todos los partidos políticos se requiere una reforma constitucional y para ello Morena ya concretó el primer paso.

El miércoles pasado, la Diputada federal Alicia Barrientos Pantoja presentó ante el Congreso de la Unión la iniciativa de proyecto de decreto que modificaría el Artículo 41 de la Constitución para disminuir a la mitad el dinero público que se destina a las actividades de los partidos políticos en sus actividades ordinarias.

La congresista Barrientos Pantoja explicó que de aplicarse la reforma constitucional se generaría un ahorro de 2 mil 356 millones 992 mil 72 pesos.

“Se trata, dijo, de desmontar un sistema de financiamiento de los partidos que propicia los llamados ‘partidos cártel’ y tiene como consecuencia que el financiamiento de las campañas se haya vuelto perverso, generando adicción al dinero, un deterioro en la calidad de los cuadros políticos y que ha propiciado las oportunidades de negocio a partir de la política y, con ello, el enriquecimiento personal partir del erario público”, expresó al presentar la iniciativa.

Los razonamientos de la propuesta aplicarían tanto a nivel nacional como en las 32 entidades federativas.
  
Diputados cierran la última Sesión Ordinaria de la LXIII Legislatura de la Cámara de Diputados. Foto: Mario Jasso, Cuartoscuro.

La consultoría Integralia presentó –inmediatamente después de las elecciones– un reporte en el que muestra un estimado del posible financiamiento que recibirían los partidos en 2019. Con base a esa apreciación y con la reducción de 50 por ciento –como lo plantea Morena– los institutos políticos quedarían de la siguiente manera:

–Morena obtendría cerca de 1 mil 557.2 millones de pesos y se quedaría con 778.6 millones de pesos.

–El PAN recibiría alrededor de 850.9 millones de pesos y se quedaría con 425.45 millones pesos.

–El PRI recibiría 800.8 millones de pesos y se quedaría con 400.4 millones pesos.

–El PRD recibiría 392.9 millones de pesos y se quedaría con 196.4 millones pesos.

–El Partido Movimiento Ciudadano recibiría 361.1 millones de pesos y se quedaría con 180.55 millones pesos.

–El Partido del Trabajo recibiría 343.1 millones de pesos y se quedaría con 171.55 millones de pesos.

–El PVEM recibiría 374.5  millones de pesos y se quedaría con 187.25 millones de pesos.

La iniciativa de Morena fue turnada a la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, para su estudio y dictamen.

Ayer, los senadores electos, Gustavo Madero Muñoz, del PAN; Jorge Carlos Ramírez Marín, del PRI, y Juan Zepeda, del PAN, se pronunciaron en diferentes medios a favor de la rebajar el presupuesto a partidos pero condicionaron a una Reforma político-electoral que contemple un análisis profundo de cómo se realizará y para establecer mecanismos de rendiciones de cuentas.

ADEMÁS
EPN y 18 del Gabinete costarán en 6 años 199 millones por salarios; plan AMLO ahorraría 119 millones.

URGE REFORMA INTEGRAL.

La propuesta fue aplaudida por múltiples actores políticos y algunos académicos.

Especialistas consultados por SinEmbargo expresaron que es un buen planteamiento, pero destacaron debe de ir emparejada de otras medidas que disminuyan los riesgos que trae recibir menos recursos, como que se incrementen lo recursos privados o ilícitos que comprometan aún más la agenda política de cada instituto político.

Hoy en día, México cuenta con un modelo mixto de financiamiento a partidos políticos: con base a una formula se destina el recurso público y también pueden recibir aportaciones privadas.

Gustavo López Montiel, investigador y doctor en Ciencia Política por The New School for Social Research, destaca que al acortar el porcentaje de financiamiento a los partidos es importante pensar de dónde sacarían los partidos políticos el resto del dinero para sostener los gastos que ya tienen.

El experto recalca que se tiene que dejar en claro cómo se legislará para que los partidos rindan cuentas de las fuentes de financiamiento que van a tener a lo largo del año.

“Si una persona se gasta mil pesos y de pronto le reducen el ingreso a la mitad, tendrá que buscar otras fuentes para mantener su nivel de vida y los partidos van a seguir manteniendo su nivel de vida. […] ¿Qué vamos hacer para que los partidos consigan dinero de manera limpia y no decadente?”, advierte.

El especialista considera que a Morena, partido que lanza la propuesta, no le implica mayor riesgo porque tendrá un financiamiento histórico y, si se compara con el dinero que recibía antes, aunque se reduzca a la mitad, aún así es más de lo ha recibido anteriormente, “sin embargo para otros partidos sí hay riesgo, sobre todo al PRI y al PAN.”

López Montiel comenta que es imprescindible fortalecer las leyes de fiscalización a los partidos y sobre lavado de dinero fundamentalmente.

 Senadores y diputados federales electos y plurinominales de Morena durante su llegada a la reunión que sostuvieron con el virtual Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, quien les “leyó la cartilla” y los llamó a la austeridad en sus próximas labores legislativas.Foto: Mario Jasso, Cuartoscuro.

Javier Martín Reyes, abogado de la Universidad Autónoma de México (UNAM) y profesor de la división de estudios Jurídicos del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), expresa que la propuesta de Morena es sensata, pero concuerda con el politólogo López Montiel, en que debe de tratarse con mucha cautela.

Sostiene que la reducción de presupuesto no debe de ser una medida aislada sino parte de una reforma integral al modelo de financiamiento donde los partidos políticos sean más trasparentes.

El también maestro en Ciencia Política por la Universidad de Columbia expone que el recorte no debe de ser una medida aislada y que transitar a un modelo que conlleve mayor financiamiento privado implica forzosamente una discusión de otros ajustes, como el fortalecimiento de las facultades de fiscalización de las autoridades electorales y hacendarías, y ordenamientos que incentiven a los partidos políticos para que se sostengan de las pequeñas aportaciones de militantes y simpatizantes.

Para Javier Martín Reyes, los límites individuales que tienen los ciudadanos para portar  dinero a una campaña son montos muy grandes. “Una persona perfectamente puede entregar uno o 2 millones de pesos a una campaña. Yo creo que ese no es un modelo que favorezca la participación democrática, la igualdad política y económica”, ilustra.

“No olvidemos que lo que nos iguala como ciudadanos es que todos los votos cuentan. El voto nos iguala, y cuando hablamos de financiamiento a las campañas ahí si no todos los ciudados valemos lo mismo, por la simple y sencilla razón de que hay personas que tienen mayores ingresos. Por eso considero que es muy importante que tengamos una discusión seria , y que nos permita transitar a un modelo donde lo que prive son las pequeñas contribuciones de militantes y simpatizantes, las cuales tienen que ser fiscalizadas de manera muy celosa por parte de las autoridades”, plantea.

Juan Luis Hernández Avendaño, director del Departamento de Ciencias Sociales de la Universidad Iberoamericana Puebla, no considera que el recorte del 50 por ciento que propone Morena “sea tan simple”.

Para él, se debería tomar en cuenta la propuesta del fallido aspirante independiente al Senado Pedro Kumamoto, bautizada como #SinvotoNohayDinero, que planteaba que los votos validos sean los que definan cuánto dinero reciben los partidos y donde el voto nulo fungiera un papel importe porque considera la presencia de electores en las urnas y al mismo tiempo el mensaje que mandan los electores que anulan el voto

“En términos generales me gusta mucho la idea de que se reduzca el dinero de los partidos porque me parece que dada las circunstancias del país y también dada la inoperancia de los partidos para acercarse a las necesidades de los ciudadano. A mí me parece que el dinero publico terminó por pervertir su funcionalidad en la democracia mexicana”, destaca.

ADEMÁS
No sólo el Congreso federal: los mexicanos dan a Morena mayoría en cámaras de varios estados.

POSIBILIDADES REALES.

Los politólogos consultados destacan que aunque es una propuesta vieja, varios de ellos se muestran optimistas, mientras que otros la visualizan como algo difícil de concretar.

El profesor e investigador del Tecnológico de Monterrey Gustavo López señala que, al tratarse de una reforma constitucional, requiere el voto de al menos tres terceras partes de Congreso (mayoría calificada) y Morena, por sí misma, no cuenta con ese peso.

Además considera que “ni el PRI ni el PAN, por lo menos en sus condiciones actuales, estarían dispuestos a perder no únicamente la mitad del financiamiento que les toca, pues representaría una cuarta parte del  que recibieron hasta este año”.

López Montiel añade que los legisladores del partido fundado por López Obrador tendrían que plantear una discusión que exhiba a los partidos que no estén de acuerdo con el recorte y forzar a que voten a favor. Pero aún así ve un panorama difícil.

El especialista explica que los llamados “partidos cártel” buscan asegurar el control no solo del presupuesto público, sino de la representación política. “Este tipo de partidos se incrustan en la estructura de gobierno y obviamente nadie los quita de ahí y ellos no se van a quitar de ahí, por eso no les importa que haya crítica porque de cualquier manera la gente seguirá votando por partidos políticos”, dice.

Dante Delgado, Manuel Granados, y Damián Zepeda, líderes nacionales de Movimiento Ciudadano, PRD y PAN, respectivamente, al frente de partidos sumidos en el descrédito. Foto: Tercero Díaz, Cuartoscuro.

En contraste, los politólogos Javier Martín Reyes y José Luis Hernández Avendaño manifiestan que sí hay una posibilidad real de que se concrete una reforma de financiamiento por la necesidad de legitimidad política que requieren los partidos tras los resultados del 1 de julio pasado.

Hernández Avendaño plantea que tanto el PRI como el PAN, si están interesados por recuperar una imagen perdida –si es que alguna vez la tuvieron en términos de partido– también estarían interesados en sumarse a esta iniciativa e ir recuperando legitimidad y autoridad moral.

Martín Reyes sostiene que “reducir el financiamiento es algo que suele tener eco en una buena parte de la ciudadanía. En la medida de que es una propuesta que en principio es popular, yo creo que los partidos de oposición van a tener incentivos, por lo menos, para entrar en la discusión y, luego, en su momento, para aprobar una reforma de este tipo”.

Hernández Avendaño apunta que en esta ocasión los partidos podrían observar que de nada les sirve el dinero, si eso a su vez no les implica reconocimiento y legitimidad.”Uno podría pensar que sienten amenazados sus ingresos anuales, pero podrían valorar sus propias acciones y sus propias capacidades para recuperarse”, refiere.

El especialista ejemplifica que en las pasadas elecciones tanto el PRI como el PAN tenían más dinero que Morena, ambos triplicaban o cuadruplicaban los recursos, pero no fueron capaces de ganar elecciones.

“El PRI y el PAN deberían pensar que el dinero hoy es lo de menos, lo que necesitan es recuperar autoridad política, con una representación más honesta, más que tener o tratar de salvar dinero”, apunta.

Por Sugeyry Gándara.

10,943. NO SE AFLIJA NI LE AFLOJE.


LA FERIA

Por el Sr. López.
Periodista critico.
Desde el Estado de
Chiapas. México. Para
Tenepal de CACCINI

No se aflija ni le afloje.    
El Jefe de Proveeduría y Seguridad del campo de entrenamiento en que se domesticó   a este López (otros niños les decían “papá” y “casa”), presumía con razón lo orientado que era, porque sí era… menos cuando se perdía, en cuyo caso, como si su honor de Macho Gama quedara en entredicho, no pedía orientación ni ayuda: él encontraría el camino (Macho Gama, porque no era Alfa, doña Yolita, Jefa de Administración y Disciplina del referido campo, no lo hubiera permitido, ni Beta porque esa posición era de ella). En un  viaje a Pánuco, Veracruz (otro día le explico), discurrió López papá, ir por la Ruta Huasteca (otro día le explico), para lo cual se decretó la salida a las seis de la madrugada, a fin de llegar a tiempo para ver el atardecer en playa Vicente, pero en algún punto ignoto, pasando Huejutla, Hidalgo, extravió el camino, lo que intuyó todo el pasaje (esposa y descendencia directa), por la prolongada soledad del camino y su estado cada vez más ruinoso. Silencio general: era grave solo insinuarle al guía piel roja al volante, que se había perdido. Ya anocheciendo, con su voz de “no estoy jugando”, doña Yola dijo sin dejar de ver al frente: -Ahí hay una casita. Párate y pregunto a dónde vamos por aquí –en la casita vendían gasolina -a precio de oro-, y daban señas. Silencio. Ya amaneciendo llegamos de regreso al domicilio oficial del campo de doma. No se comentó jamás el asunto, pero a la fecha este menda no ha pisado Pánuco.

No sé usted pero a este junta palabras a veces, digamos de hace 30 años para acá, le dan ganas de preguntar a dónde va México, a dónde vamos todos. A mediados del siglo pasado la pregunta era ociosa: no íbamos a ningún lado, estábamos en casi el Paraíso y era imbécil cuestionar el destino en que nos había puesto la Revolución hecha gobierno.

Luego, por influencia del hado tenochca, del Destino Manifiesto o nada más por la fatalidad de que las cosas son como son, nos quedamos sin ideario tricolor y sin el lema nacional de “como México no hay dos”, sin huaraches ni aceite de coco para la playa, tenis Súper Faro para cualquier deporte (un solo modelo), aguas de frutas, la “W”, ni Viruta y Capulina. Sin darnos cuenta, arribó la modernidad a la patria, las faldas se recortaron, los pelos crecieron, ver cine nacional era de nacos y había mejor mariachi en la iglesia que en Garibaldi.

Luego, de “Cuerno de la Abundancia” (así decían los maestros señalando el mapa nacional, sacando pecho), pasamos a ser parte del Tercer Mundo, entendido como el de tercera: deuda pública, devaluaciones, inflación y desempleo. Nadie entendíamos nada. Economistas de pacotilla barrían dinero con libros que explicaban qué andaba mal: seguíamos sin entender nada pero la idea general era que todo lo que andaba mal era responsabilidad del gobierno. Bue…

Así las cosas, un día se nos informó que todo estaba de cabeza porque nuestra economía estaba “cerrada”, que había que entrarle al GATT (Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio), y firmarle sin retobos al FMI, que iba a arreglar nuestro tiradero. A todo dar.

Sí, a lo mejor era eso y sí, a lo mejor era cierto. Pero, al mismo tiempo, misteriosamente, se fue generalizando la idea de que como país, éramos una birria; que nuestro gobierno era una facha; que nuestra democracia era cómica; los sindicatos y partidos políticos, cuevas de ladrones; y que nada oficial estaba bien: educación, salud, carreteras, Pemex, CFE y la recolección de basura, todo de dar pena ajena. ¡Qué bueno que como México no había dos!

Abonado el terreno, ya siendo indiscutible que sindicatos, partidos, funcionarios públicos, maestros, médicos, policías, curas y banqueros, todo era una mugre, se fueron haciendo cambios (necesarios-indispensables-ineludibles-urgentes), sin que el respetable se sofocara: cambiar leyes hasta hacer irreconocible al país en el espejo de antes (que estaba mal como indica el “antes”, no sea necio); privatizar todo lo que resulte rentable a los privados (extranjeros de preferencia, siempre que el tiempo lo permita y anden de buenas), banca, carreteras, electricidad, gasolinas, servicio de limpia y en cuantito se pueda, el agua, que sale veneno de la llave, cuando sale algo.

Y como ya quedamos también en que el gobierno, los partidos y los funcionarios son verrugas con pelo en el rostro de La Patria (ya sabe qué señora), pues los ciudadanos tenemos que organizarnos, aunque resulte que a fin de cuentas, se organizan quién sabe quiénes, de parte de no se sabe quién, a condición de blasonar su naturaleza de No Gubernamentales, único requisito para ser No Cuestionables, intocables, químicamente puros. ¿Gobierno?... sí, pero chiquito, acotado, de preferencia arrinconado. Lo público es sospechoso, ineficaz, corrupto; la gestión privada es transparente, eficiente y honesta como mi abuelita Virgen (la de los siete embarazos), que era una santita.

Por eso al Fiscal General (antes Procurador General), lo deben proponer ciudadanos, no el Presidente; por eso el petróleo lo deben sacar y comercializar empresarios, no Pemex; por eso CFE no debe tener el monopolio (palabra obscena), de la electricidad; por eso los servicios de Limpia deben concesionarse; por eso la propuesta de 300 ONG’s -en septiembre pasado-, de que aparte del Congreso de la Unión haya un “Parlamento Abierto”, que escuche a los ciudadanos, porque nadie -especialmente el gobierno-, tiene el monopolio de la verdad. ¡Qué bonito es lo bonito!

A reserva de que sepamos para dónde vamos y veamos los frutos de haber privatizado casi todo, mientras tocamos los dinteles de la gloria del pleno empleo, el salario justo y las excelencias de hablar inglés, esperemos que AMLO no ceda en que al Fiscal General lo propone al Congreso el Ejecutivo: aguante señor, ya dimos el palmito, ahora que nos cumpla algo el gran capital y ya luego veremos si le privatizamos también el gobierno. Hasta los que no votamos por Usted, en esto, estamos con Usted: no se aflija ni le afloje.

10,942. 1) -REVÉS AL CORPORATIVO DE LA MUERTE MONSANTO-BAYER. 2) -ECHAR A VILLALOBOS, AGENTE DE MONSANTO EXIGEN AL PEJE.


Reporte- Z

Por Rafael Gomar Chávez.
Filósofo y periodista.
Desde Michoacán.
México. Para
Tenepal de CACCINI

1) -Revés al corporativo de la muerte Monsanto-Bayer. 2) -Echar a Villalobos, agente de Monsanto exigen al Peje.
      
Lo bueno de los años es que curan heridas, lo malo de los besos es que crean adicción. Joaquín Sabina.

El fallo de la Corte Superior de la Unión Europea determinó que los alimentos producidos mediante técnicas de crianza biotecnológicas deben considerarse organismos genéticamente modificados, confirmó las advertencias de científicos independientes que han demostrado que las modificaciones genéticas en alimentos y plantas podían causar daños en el ADN humano. La Jornada publicó en primera plana la noticia acerca de la decisión tomada apenas hace tres días, el 25 de julio. A pesar del optimismo de organizaciones ambientalistas como Greenpeace,  Confédération Paysanne y Amigos de la Tierra, el fallo de la Corte Superior de la Unión Europea dejó en libertad de aplicar o liberar las normas a los gobiernos de los países miembros de la UE.

La producción de alimentos genéticamente modificados en la Unión Europea está severamente controlada y en algunos países está prohibida. 

Los corporativos de la muerte y sus agentes presionan a los gobiernos para que se libere la producción de alimentos genéticamente modificados y se permita la aplicación de técnicas de mutagénesis para generar organismos genéticamente modificados.

Científicos independientes han demostrado la relación entre agentes modificados genéticamente y el aumento de cáncer, pero los corporativos de la muerte afirman que las variedades de semillas resistentes a herbicidas y pesticidas altamente tóxicos, solucionará el problema del hambre en el planeta.

La verdad es que el objetivo de los corporativos de la muerte es el control de la producción y comercialización de alimentos, pero no sólo por el dinero, los miles de millones de euros y dólares que están en juego, sino por el poder que conlleva el uso de alimentos genéticamente modificados o desarrollados por medio de las técnicas de mutagénesis.

La fusión entre los corporativos monopolistas de los alimentos y los corporativos farmacéuticos, como el corporativo Monsanto-Bayer, significa que se tratará de lavar la imagen de Monsanto, eliminándola de la marca dejando sólo el rostro de Bayer, pero todavía se recuerda el pasado nazi de altos directivos esta empresa.

Las ambiciones de Bayer(Monsanto) van por el control total de alimentos y medicamentos. Una de las ramas más importantes de controlar por su significado estratégico es el control del mercado mundial de la cannabis o marihuana. Así lo hicieron con la soya y lo quieren lograr con el maíz, pero quieren más, sus ambiciones no tienen límites y desde hace años van por el control total del mercado de la mota, desde la producción hasta la distribución.

Por supuesto que lo que Bayer (Monsanto) quiere es producir y comercializar marihuana transgénica, igual que lo hacen con la soya y con el maíz. George Soros, el multimillonario que financia organizaciones ambientalistas, feministas y de investigación transgénica y transexual y las campañas de la libertad de género y liberación del uso de la mota, es sólo un títere de los que mandan tras las sombras, los Señores de la guerra.

Open Society, la organización supuestamente humanista y centro de administración y diseño de las campañas de control social de Soros, está detrás de las campañas de legalización de la marihuana, pero la liberación de la mota es parcial, puedes fumar o comprar cremas, aceites concentrados, medicamentos elaborados con cannabis, pero no puedes sembrar en tu patio, eso está prohibido

Usa, fuma, úntate lo que quieras, pero no cultives porque entonces no sería negocio para el corporativo de la muerte.

2) -En México hace falta exponer la real situación de los alimentos y medicamentos transgénicos, la invasión silenciosa de maíz basura-transgénica de Estados Unidos es una realidad, pero las denuncias de los pueblos originarios contra Monsanto se ha topado con el silencio de las autoridades que desde las instituciones que deberían de defender al maíz criollo; sobre la ley y el interés nacional instituciones del Estado son cómplices de los corporativos.

Específicamente López Obrador deberá enfrentar su primer reto, cumplir la demanda de los pueblos originarios de echar a patadas a un agente encubierto de Monsanto como Víctor Villalobos, anunciado como secretario de agricultura, de no cumplir con las demandas campesinas, López Obrador enfrentará el descontento y las movilizaciones contra la imposición de un sujeto que es abiertamente, agente de los corporativos de la muerte.